*Por Roberto Valencia, periodista de ELECTRICIDAD.

Valter Moro, gerente general de Enel Generación Chile y EGP Chile, ha sido un ejecutivo clave en el trayecto del grupo italiano en el mercado eléctrico local, donde llegó en octubre de 2014. Por lo mismo ha conocido los recientes cambios regulatorios en el sector, específicamente en lo que ha sido la adaptación de ambas empresas debido a la mayor inserción de energías renovables en el país.

¿Cómo fue la participación de Enel Generación Chile y EGP en la operación del sistema en 2018?
A noviembre de 2018, el grupo Enel en Chile (a través de sus filiales Enel Generación Chile y Enel Green Power Chile) cuenta con una capacidad instalada de 7,5 GW, lo que equivale a cerca de 30% de la capacidad instalada del país, y la contribución de ambas empresas en 2018 ha sido de 19,3 TWh, es decir, 27% de la producción nacional, de los cuales casi el 70% de la energía generada proviene de fuentes libres de emisiones.

¿Cuáles son las perspectivas que tienen para este año respecto a la operación del sistema?
Para 2019 vemos varios desafíos desde el punto de vista regulatorio y que están marcados, principalmente, por la transición energética con un fuerte crecimiento de energías renovables, especialmente en los avances que se darán en materia de flexibilidad del sistema y perfeccionamientos de la Ley de Transmisión, donde esperamos desempeñar un rol activo y poder aportar en las distintas instancias.

Valter Moro encabezó la inauguración del centro de control de Enel en Santiago, realizada en 2018. Foto: Rayen Luna-ELECTRICIDAD.

Valter Moro encabezó la inauguración del centro de control de Enel en Santiago, realizada en 2018. Foto: Rayen Luna-ELECTRICIDAD.

Flexibilidad

¿Cómo ha sido el proceso de adaptación de Enel Generación con la Ley de Transmisión?
Nos hemos preparado para ajustarnos a los nuevos requerimientos, tanto desde el punto de vista de la operación de nuestras instalaciones, como de la adaptación de nuestros modelos de comercialización. En la práctica, pretendemos acogernos en todos nuestros contratos al mecanismo de cargo único de transmisión (CET), que permite el adelanto de la aplicación plena de las modificaciones, en la medida que esto haga sentido a Enel y sus clientes.

A su juicio, ¿qué aspectos se pueden considerar para perfeccionar esta normativa?
Creemos que deben reforzarse las atribuciones entregadas a la CNE y al Coordinador Eléctrico Nacional para planificar en forma oportuna y con holguras el sistema de transmisión, tal como se persigue en la modificación legal ya implementada. Todos los esfuerzos que permitan facilitar ampliaciones mayores debieran ser realizados. Los efectos de la ley de trasmisión recién comienzan a sentirse y hay algunos perfeccionamientos que esperamos se puedan realizar como, por ejemplo, facilitar y hacer más flexible el proceso de conexión de proyectos en la planificación de la transmisión, así como definir con mayor claridad aspectos asociados con el acceso abierto.

¿Cómo evalúa la inserción de las ERNC en la operación del sistema eléctrico y hacia dónde debería apuntar la flexibilidad en este ámbito?
La flexibilidad se logrará con un adecuado mercado para los servicios complementarios, sin la necesidad de innovaciones regulatorias o subsidios particulares a tecnologías que pueden ser distorsionadoras. La experiencia internacional nos enseña que las instalaciones existentes pueden aportar con mucha mayor flexibilidad, realizando adecuaciones e inversiones motivadas por la adecuada remuneración de los servicios complementarios. Si estos servicios dejan de pagarse a costo y se permite un mercado adecuado, sin duda se realizarán las inversiones y adecuaciones más eficientes para entregar los servicios o flexibilidad que el sistema requiera. Asimismo, es importante habilitar y dar mayores certezas respecto de nuevas fuentes de flexibilidad, como el almacenamiento de energía.

¿Qué cambios ha debido realizar Enel Generación para avanzar en flexibilidad operacional ante la mayor presencia de ERNC?
Conseguimos ajustar la gestión de las máquinas a rangos de operación ambiental más amplios. En términos de eficiencia, esta variable también se adecuó a esta nueva realidad operacional de niveles más amplios, consiguiendo la flexibilización esperada. Un punto relevante fue la nueva estrategia de mantenimiento, que tiene como propósito preparar las unidades a un escenario de mayor desgaste, pero sin arriesgar la condición de eficiencia y control ambiental.

¿Cuál será la inversión de Enel Generación y EGP en nuevos proyectos a futuro?
La inversión programada prevista para el periodo 2019-2021, contempla un monto aproximado de US$1.400 millones para proyectos de energías renovables, con el objetivo de incorporar cerca de 1,1 GW de capacidad renovable instalada adicional al sistema. Durante 2019, estarán en construcción plantas en cada una de las cuatro tecnologías renovables: Los Cóndores (aproximadamente 150 MW) de tecnología hidroeléctrica, y cuyo avance a la fecha es de más de un 70%. También iniciaremos la construcción de tres nuevas plantas, una solar, una eólica y una geotérmica, que es la extensión de Cerro Pabellón, que está pensada para fines de 2020.