Q
AgenciaSE realizará sexta versión de la Jornada Nacional de Comunas Energéticas

AgenciaSE realizará sexta versión de la Jornada Nacional de Comunas Energéticas

La Agencia de Sostenibilidad Energética (AgenciaSE) realizará la sexta versión de la “Jornada Nacional de Comunas Energéticas”, el jueves 11 de enero de 2024, a las 10:00 horas, actividad que se transmitirá a través del canal de YouTube del organismo.

El objetivo de la instancia es compartir experiencias sobre los desafíos y las oportunidades relativos a la gestión de la energía a escala local.

En esta ocasión, se presentarán instrumentos de financiamiento local y se compartirán experiencias de distintos municipios en la implementación del Programa Comuna Energética, para fortalecer las competencias de los municipios, comunidades y actores locales para promover un desarrollo energético sostenible en sus territorios.

Entre los organismos que participarán son la AgenciaSE, el Ministerio de Energía, la Subsecretaría de Desarrollo Regional y Administrativo (Subdere), el Gobierno Regional de Valparaíso, el Grupo de Acción y Financiamiento Climático Comunal y Regional (GAFiCCoR), la Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático (ASCC) y las municipalidades de Las Cabras, Ancud, Temuco y Cerro Navia.

Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático entrega reconocimiento a Colbún por avances en economía circular

Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático entrega reconocimiento a Colbún por avances en economía circular

La Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático (ASCC) -de Corfo- entregó un reconocimiento a Colbún por sus avances en economía circular, destacando acciones tales como: reutilización de membranas de ultrafiltración de su Complejo Térmico Nehuenco para una planta de tratamiento de agua potable rural en Quillota; incorporación de vehículos eléctricos a su flota operacional; instalación de composteras y una mayor segregación en origen para la gestión de residuos en los Complejos Colbún y Nehuenco, y la confección y difusión de Política de Sistema de Gestión de Activos que incluye estándares y estrategias de sostenibilidad.

Estas iniciativas se enmarcan en el Acuerdo de Producción Limpia (APL) Transición hacia la Economía Circular (TEC), liderado por la Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático de Chile y Acción Empresas, suscrito también por otras 23 compañías del país y que busca que aumenten el grado de circularidad en sus operaciones.

Colbún se adhirió a fines de 2021 con sus Complejos Colbún y Nehuenco al APL TEC, que cuenta con un programa de dos años de duración que actualmente está finalizando y donde se utilizó la herramienta Internacional “Indicadores de Transición Circular 2.0” (CTI en inglés) para calcular la línea base de circularidad de esas instalaciones y así identificar brechas y oportunidades para avanzar.

En función a ese levantamiento, se diseñó e implementó un plan de gestión de circularidad, con acciones en un corto, mediano y largo plazo que ha permitido aumentar el grado de circularidad de los Complejos Nehuenco y Colbún.

Este reconocimiento entregado a Colbún marca el paso previo a la tercera -y última- etapa de evaluación que permitirá en 2024 la certificación del APL “Transición hacia la Economía Circular”.

Al respecto, la especialista Senior Ambiental de Colbún, Carolina Richards, afirmó que «nuestro compromiso es implementar medidas que fomenten la extensión de vida útil, reutilización, reciclaje y valorización de recursos, contribuyendo así a una economía más circular y sostenible. Con este APL, en línea con nuestros valores, se adopta un compromiso corporativo para avanzar en la transición hacia la economía circular. Esto es relevante, dado que además favorece al Programa de Reducción de la Huella Ambiental 2025 -huella del agua, de carbono y de residuos- que está en desarrollo».

En tanto, la gerente general de Acción Empresas, Marcela Bravo, detalló que “hacer un APL que lleve a las empresas a que se desafíen a medir el grado de circularidad de todos sus procesos productivos para entender cuán circulares son, implementar mejoras en cada uno de esos procesos, ver que todos los materiales se reutilicen o reciclen, y que haya simbiosis entre unas industrias y otras, son elementos fundamentales. Para eso, las empresas deben ponerse metas altas y cambiar la manera en que están produciendo, es un tema de valientes. Quiero destacar a Colbún, que siempre ha sido pionero en materia de sostenibilidad y porque se pone estas metas altas. Tenemos una hoja de ruta que ya está trazada por el Estado y ahí las empresas son esenciales para alcanzarlas».

Según explicaron desde Colbún, para 2024 se continuará implementando el plan de gestión diseñado para cumplir con las metas definidas para el mediano y largo plazo y así optar a un sello APL por los próximos tres años. Por ello, Richards aseguró que ahora la compañía se abocará a «extrapolar las buenas prácticas identificadas al resto de las instalaciones de Colbún para seguir avanzando como compañía hacia una economía cada vez más circular extendiendo el ciclo de vida de los activos, optimizando el uso de recursos tales como el agua y la energía, reduciendo la generación de residuos y regenerando la naturaleza, entre otros”.

Entre O’Higgins y Aysén: Entregan sello de “Calidad de Leña” a 82 nuevos comerciantes

Entre O’Higgins y Aysén: Entregan sello de “Calidad de Leña” a 82 nuevos comerciantes

El Ministerio de Energía, a través de la Agencia de Sostenibilidad Energética (AgenciaSE), reconoció a 82 nuevos comerciantes ubicados entre las regiones de O’Higgins y Aysén con el sello “Calidad de Leña”, por cumplir con estándares de calidad que permitan una mayor eficiencia energética y la reducción de la contaminación ambiental en la zona centro sur del país.

El Sello “Calidad de Leña” es un reconocimiento que destaca y visibiliza a comerciantes que generan un producto diferenciado dando cumplimiento a la legislación tributaria y forestal y garantiza la venta de un producto seco y con dimensiones adecuadas para los calefactores.

Al respecto, el subsecretario de Energía, Luis Felipe Ramos, expresó que “uno de los principales problemas de la contaminación en la zona centro y sur de nuestro país, está justamente vinculado con la leña húmeda. Como ministerio estamos apoyando al sector para avanzar y que exista una leña de mejor calidad que permita una transición energética de leña húmeda a leña seca y un consumo de energías más limpias, además de preparar al mercado para las exigencias de la ley”.

La autoridad agregó que, “en este sentido, queremos reconocer a aquellos productores y comercializadores que realizan los esfuerzos y desarrollan buenas prácticas para ofrecer una oferta adecuada de leña seca y de calidad. Con este sello, ayudamos también a los consumidores a reconocerla”.

Detalles del sello

Esta distinción nace de la experiencia del sello “Leña Certificada” del Sistema Nacional de Certificación de Leña (SNCL) y es producto del trabajo conjunto de instituciones como Conaf, SEC, SMA, ASCC y SNCL, además del Ministerio de Energía y la AgenciaSE. Responde, además, a la mayor demanda del consumidor residencial por disponer de un biocombustible seco, es decir, con un 25% o menos de humedad.

El comerciante que en forma voluntaria postula y obtiene el Sello Calidad de Leña, accede a una serie de beneficios como destacarse en el mercado gracias a las instancias de difusión y la utilización del sello en todo el material de venta, como sacos, boletas y el letrero de la empresa.

Actualmente hay más de 300 comerciantes en todo el país que cuentan con el Sello de Calidad de Leña a nivel nacional. Estos son visibilizados en la web www.sellocalidadlena.cl, donde es posible acceder a un listado de lugares por región donde es posible adquirir leña seca certificada.

Productores vitivinícolas del Valle del Itata reciben capacitación en eficiencia energética

Productores vitivinícolas del Valle del Itata reciben capacitación en eficiencia energética

Hasta la comuna de Quirihue se trasladó un equipo de la seremi de Energía de la región de Ñuble se trasladó para participar en la jornada de trabajo “Estrategias y mejoramiento de los canales de comercialización”, realizada por la Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático (ASCC) a los productores vitivinícolas beneficiados por el Acuerdo de Producción Limpia (APL) financiado por el Gobierno Regional de Ñuble.

Así, los profesionales de la representación sectorial impartieron la charla “Eficiencia Energética en PyMEs”, la cual se enfocó en entregar herramientas y conocimientos para alcanzar la máxima eficiencia posible respecto al consumo energético en la cadena productiva. La actividad contó con la participación de una treintena de productores de vino de la capital de la provincia de Itata y comunas aledañas.

La charla, además, se enmarcó en la campaña “Está en tus manos”, del Ministerio de Energía, lanzada en julio de este año, que busca fortalecer el buen uso de la energía, fomentando las buenas prácticas en el hogar y, también, en la industria productiva y de servicio nacional.

En ese contexto, Renato Cifuentes, profesional de la seremi de Energía de Ñuble, afirmó que “es fundamental tener la oportunidad de educar en torno a la eficiencia energética: por ello, agradecemos la participación de todas y todos los presentes y, también, al Gobierno Regional y la Agencia de Sustentabilidad por la invitación”.

Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático: 23 años de aportes a una economía sostenible y baja en carbono

Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático: 23 años de aportes a una economía sostenible y baja en carbono

La Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático (ASCC), comité dependiente de la Corporación de Fomento de la Producción (Corfo), celebra su vigésimo tercer aniversario. La entidad ha sido pionera en la implementación y certificación de compromisos voluntarios entre las empresas y el Estado, evitando la emisión de más de un millón 900 mil toneladas de CO2 equivalente desde 2012.

Orígenes y Evolución

La ASCC, originada en 1997 como Secretaría Ejecutiva de Producción Limpia, ha promovido la implementación de Acuerdos de Producción Limpia (APL), contribuyendo al desarrollo sostenible de empresas y territorios, así como a la reducción de gases de efecto invernadero. La primera etapa (1997-2000) fue una fase de despegue que requirió un proceso de larga maduración para cimentar el camino hacia la incorporación de la producción limpia en las empresas de Chile.

Hitos en Acuerdos de Producción Limpia

En 1999 se firma el primer Acuerdo de Producción Limpia (APL) con el sector Celulosa en la región del Biobío. Este hito marcó el inicio de una exitosa experiencia en acuerdos voluntarios público-privados. Para 2022, se logró el hito de 200 APL firmados, y a la fecha, suman 208 APL suscritos con distintos sectores productivos. Estos acuerdos han involucrado a 9.263 empresas y 15.758 instalaciones adheridas.

La directora de la ASCC, Ximena Ruz, expresó su orgullo por el camino recorrido en estos 23 años: «La Agencia está desempeñando un papel fundamental en la implementación de la Estrategia Climática de Largo Plazo. Se ha convertido en una importante instancia de diálogo y acción conjunta entre el sector público, las empresas, sus trabajadores, las comunidades y la sociedad civil. Ha enfocado sus esfuerzos en impulsar acciones que contribuyan significativamente a la neutralidad de carbono, la seguridad hídrica, el aumento de la resiliencia climática, la participación temprana en proyectos de inversión y la transformación tecnológica de las empresas».

Evolución de la Producción Limpia

Desde su establecimiento en el año 2000, el Comité de Fomento a la Producción Limpia ha pasado por varias transformaciones. En 2002, cambió su nombre a Consejo Nacional de Producción Limpia, entidad que ha promovido un cambio significativo en el desarrollo de las actividades productivas en Chile.

En complemento al enfoque tradicional de gestión ambiental, se ha enfocado en la aplicación de la Producción Limpia, una estrategia de gestión preventiva que permite minimizar emisiones y residuos, reducir costos y riesgos para las personas y el medio ambiente, e incrementar la eficiencia y la productividad de las empresas.

Normativas y Leyes

Para estandarizar los Acuerdos de Producción Limpia, el Instituto Nacional de Normalización publicó un conjunto de normas relacionadas con los APL. Se publicó la Norma Chilena de Producción Limpia 2796/2003 en marzo de 2003. En 2009, se publicaron normas adicionales para el diagnóstico, seguimiento y control de los APL, así como los requisitos y procedimientos para los auditores.

En 2010 se publicó la Ley 20.416, conocida como “Estatuto Pyme», que otorgó reconocimiento legal a los Acuerdos de Producción Limpia.

Creación de la ASCC

Durante la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático de 2016 (COP 22) se anunció formalmente la creación de la Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático (ASCC). Desde el 1 de enero de 2017, la ASCC ha ampliado las áreas de acción del comité público-privado para impulsar cambios en los sectores productivos y en los territorios. Su objetivo es reducir la contaminación local y las emisiones de carbono, mejorar la eficiencia en el uso de los recursos naturales y aumentar la capacidad de adaptación al cambio climático.

Reducción de emisiones de CO2

En 2012, la ONU reconoció los APL como la primera Acción de Mitigación Nacionalmente Apropiada (NAMA). Esto permitió a Chile ser el primer país en tener un programa público reconocido como una acción de mitigación registrada y reconocida a nivel mundial. Desde 2016, se han reportado públicamente las reducciones de emisiones logradas mediante los APL. Hasta la fecha, los APL han permitido evitar más de un millón 900 mil toneladas de CO2 equivalente. Para el 2022 se calculan 249 mil toneladas de CO2 reducidas, un 60% más que en nuestra historia reciente.

Asistencia técnica y Cooperación Internacional

En 2013, la ASCC fue designada como el punto focal en Chile del Centro y Red de Tecnología del Clima (CTCN), la entidad de implementación del Mecanismo Tecnológico de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático. Esta designación ha permitido a la ASCC apoyar la articulación y priorización de solicitudes de asistencia técnica, así como gestionar el envío e implementación de las asistencias técnicas que CTCN provee.

Promoviendo el Diálogo en los Territorios

Con el objetivo de contribuir al desarrollo sostenible, la ASCC inició en 2014 el desarrollo de los programas piloto de Acuerdos Voluntarios de Preinversión y Acuerdos Voluntarios para la Gestión de Cuencas. Esta experiencia ha dado lugar a una nueva etapa en la implementación de procesos de diálogo, con los nuevos Acuerdos Voluntarios de Participación Temprana y de Gestión Hídrica.

Contribución a la Economía Circular y otras políticas

La Contribución Nacional Determinada (NDC) reconoció el aporte de los APL a la economía circular. En la misma línea, la Hoja de Ruta para un Chile Circular al 2040 destacó que la ASCC ha implementado al menos 12 APL relacionados con la Ley 20.920 (REP), con una alta participación de empresas a lo largo del territorio nacional. Estos APL han permitido implementar estrategias e indicadores para eliminar los residuos y la contaminación desde el diseño, y especialmente para la generación de planes de gestión para cada producto prioritario.

La Estrategia Climática de Largo Plazo también resalta el papel de la ASCC a través de los APL que abordan temas de economía circular, gestión hídrica, desarrollo y transferencia de tecnología, financiamiento climático y fomento productivo. De igual manera, la Estrategia de Sustentabilidad Agroalimentaria 2020-2030 valora los APL como una iniciativa pública que contribuye a avanzar en todos los ámbitos y pilares de dicha Estrategia.

Al mirar hacia el futuro, la ASCC continúa comprometida con su misión de impulsar una economía baja en carbono, fortalecer la resiliencia climática y fomentar la sostenibilidad en todos los sectores de la sociedad chilena. A medida que enfrentamos los desafíos del cambio climático, el trabajo de la ASCC será más importante que nunca. Con la misma dedicación y compromiso que ha demostrado en las últimas dos décadas, la ASCC está preparada para liderar el camino hacia un futuro más sostenible y resiliente.