La Agenda de Energía del Gobierno contempla el envío en el segundo semestre de una propuesta legal para regular la fijación tarifaria del mercado de distribución de Gas de Red, lo que por parte del sector ha tenido múltiples reacciones.

En entrevista con Revista ELECTRICIDAD, el actual secretario ejecutivo de la Comisión Nacional de Energía (CNE), Andrés Romero, explica que hay ciertos vacíos legales que no han permitido regular los precios del gas, así como también que las condiciones actuales de la distribución estarían obstaculizando una mayor competencia.

¿Por qué se debe regular la tarifa en el mercado de distribución de gas de red?

El mercado de distribución de gas por redes ha tenido un desarrollo importante en los últimos 20 años, alcanzando actualmente cerca de un millón de clientes y cubriendo casi el 25% de la población nacional.

En este mercado, existirían barreras de salida una vez que el cliente residencial ha optado por un distribuidor, dificultándose de esta manera la competencia. En el caso de las empresas concesionarias, el Tribunal de Defensa de la Libre Competencia puede ordenar la fijación tarifaria si se comprueba en un año calendario una rentabilidad excesiva, según los parámetros definidos en la ley (11%).

Sin embargo, el marco regulatorio posee un vacío legal desde hace 25 años en este sentido, al no existir norma que defina el procedimiento y metodología para efectuar esa eventual fijación tarifaria. Para las empresas distribuidoras no concesionarias se requieren algunas modificaciones legales puntuales que hagan extensible las normas de calidad y continuidad de servicio, similares a las de las empresas concesionarias, mecanismos que faciliten el cambio de proveedor y otras disposiciones que transparenten el mercado.

¿Cree que la rentabilidad de las empresas distribuidoras de gas ha sido mayor al esperado por el mercado, o está dentro de los parámetros habituales de cualquier industria?

La CNE se encuentra licitando un estudio de chequeo de rentabilidad de las empresas concesionarias de gas de red, el que estará listo en septiembre de este año, y que determinará si la rentabilidad de los años 2012 y 2013 se encuentran en los márgenes permitidos por la legislación.

De acuerdo con algunos especialistas, la legislación actual dificulta la regulación de precios del gas, ya que considera solo la perspectiva de rentabilidad de la empresa ¿Está de acuerdo?

Parte del trabajo de regulación planteado por la agenda, es definir las hipótesis que gatillarían un proceso de fijación tarifaria, por lo que es una materia que está abierta a la discusión.

¿Cree que la mejora de infraestructura para la recepción de gas natural podría favorecer su participación en la matriz energética nacional, además de disminuir su precio por una mayor competencia?

Los precios del GNL dependerán fundamentalmente del acceso a contratos de largo plazo que comenzará a ofrecer Estados Unidos en el mediano plazo. No obstante, es importante asegurar que el acceso y los precios de regasificación de los terminales de GNL en Chile, faciliten la incorporación del Gas Natural que nuestra matriz eléctrica, las industrias y los hogares necesitan en nuestro país. Para ello planteamos en la Agenda revisar las condiciones exigidas por GNL Quintero y Mejillones, evaluar un tercer terminal en la zona centro sur por parte de Enap y la negociación con Estados Unidos para acceder a contratos de GNL.