En la comuna de Ovalle, a 100 kilómetros al norte de Los Vilos, se inauguró recientemente el

Parque Eólico Los Cururos, que posee una capacidad de 110 MW. La central pertenece a Empresas Públicas de Medellín (EPM), una compañía colombiana que con este proyecto dio su primer paso en el mercado energético nacional.

Eduardo Cadavid, gerente general de EPM Chile, destaca a Revista ELECTRICIDAD los acuerdos con las comunidades que han impulsado a partir del parque eólico, junto con la posibilidad de entrar al mercado de la distribución del gas domiciliario.

¿Cómo ha sido la puesta en operación del Parque?
Logramos la conexión al SIC a mediados de junio de este año y logramos entrar a comercialización oficial en julio. La verdad es que el parque ha operado de manera bastante satisfactoria, no hemos tenido ningún tipo de incidentes, ni hemos tenido que salir de operaciones bajo ninguna situación anormal.

¿Cómo implementaron una estrategia de relacionamiento con comunidades cercanas al parque eólico?
Tenemos una relación con la comunidad agrícola “La Cebada”, quienes nos entregaron una porción de su terreno en arriendo, a través de un contrato de usufructo, y la modalidad de pago es un porcentaje de las ventas de los aerogeneradores que están asentados en ese territorio.

¿Qué tipo de tecnología utiliza el parque?
Tuvimos un contratista (la empresa danesa Vestas) que construyó y entregó el parque, utilizando máquinas bastante confiables en su desempeño. Hay una subestación de una tecnología novedosa para los parques eólicos que se conoce como GIS, una estación encapsulada que requiere de espacios más pequeños para su construcción, porque los elementos eléctricos están aislados dentro de unos contenedores que tienen un gas especial y eso es un desarrollo tecnológico que hicimos en Colombia.

¿Tienen contemplado desarrollar otros proyectos?
Sí. El ánimo de EPM al llegar a Chile no es tener un solo proyecto o una sola línea de negocios. En principio, habiendo adquirido esta experiencia en el tema de las ERNC con este parque eólico seguimos buscando oportunidades en ese mismo ramo, pero siendo una empresa de multiservicios estamos atentos a oportunidades, no solo en energía.

De hecho, EPM Chile está interesada en ingresar al mercado de la distribución del gas. ¿Cómo ven esta posibilidad?
Tenemos mucho interés en ver cuál es la evolución que hay en Chile alrededor del tema, pues tenemos bastante experiencia ganada en Colombia en el aumento de la cobertura con la oferta del servicio de gas. En Chile hay una necesidad importante en eso y coincidimos con los planteamientos que hay en la Agenda de Energía con el gas y la electricidad. Creemos que tenemos las capacidades para ayudar en el desarrollo del mercado del gas en Chile.

¿Qué le parece la Agenda de Energía y la posibilidad que abre para el desarrollo de proyectos ERNC?
Vemos la agenda como un elemento muy importante para el mercado energético en Chile y para el desarrollo de la sostenibilidad, porque marca unas líneas de trabajo bien definidas. Creemos que hay oportunidades para una empresa como la nuestra en temas como ERNC, generación y transmisión, aunque sabemos que hay restricciones para participar en ambos negocios, las que vamos a respetar.

¿Cómo encuentran al mercado financiero chileno para desarrollar inversiones?
El proyecto Los Cururos está financiado 100% con el recurso propio del grupo EPM, lo que no quiere decir que más adelante no podamos buscar recursos en el mercado chileno, pues sabemos que es muy competitivo. Para otros proyectos sin duda que encontraríamos en este mercado suficientes recursos, pues EPM tiene una excelente calificación financiera y excelentes relaciones con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).