Q

CGE interpone 45 querellas en lo que va de 2024 por el delito de hurto de energía

Jun 24, 2024

Durante este año, la empresa ha ejercido acciones judiciales contra personas que manipulan sus medidores, se han conectado de forma clandestina a las instalaciones o realizan conexiones ilegales.

La empresa CGE, que presta servicio de distribución eléctrica a más de 3,2 millones de clientes entre las regiones de Arica y Parinacota y la Araucanía, ha interpuesto cerca de un centenar de querellas a lo largo de su zona de concesión para perseguir y desincentivar el delito de hurto de energía en sus instalaciones.

Al día de hoy, la compañía ha presentado 81 querellas ante diversos Juzgados de Garantía para perseguir este delito, las que se han dirigido principalmente a personas que han intervenido sus medidores de electricidad, se han conectado de forma clandestina y/o fraudulenta a las instalaciones y también contra instaladores eléctricos que han realizado conexiones fuera de norma. De este total de acciones legales, 45 se han presentado en lo que va de 2024.

Para reforzar la importancia de las acciones legales y su impacto en la seguridad del sistema eléctrico y de las personas, el director de Servicios Jurídicos de CGE, Ernesto Peñafiel, explicó que “estas acciones legales presentadas por la compañía tienen como finalidad perseguir y disuadir este delito. Para nosotros es muy importante recalcar que, más allá de los efectos nocivos que esta práctica tiene para el sistema eléctrico y la calidad y continuidad del servicio, también pone en peligro a las personas y sus bienes”.

Como ejemplo de eso, en la región de Coquimbo CGE interpuso querellas contra quienes resulten responsables por dos accidentes eléctricos que resultaron en electrocución. El primero afectó a una niña, mientras que el segundo a un voluntario de Bomberos, producto de los riesgos derivados de instalaciones ilegales.

43.000 inspecciones

La persecución de este delito se enmarca en el plan de revisión de instalaciones e inspecciones técnicas que CGE desarrolla de forma constante, y que busca asegurar el correcto funcionamiento de los activos, a fin de evitar accidentes que puedan afectar a las personas y sus bienes.

En mayo pasado, CGE realizó más de 43 mil inspecciones regulares de medidores, que resultaron en la detección de 1.718 medidores intervenidos, los cuales fueron normalizados por los equipos técnicos de la compañía, con la correspondiente regularización de los cobros.

Históricamente, la mayor cantidad de casos se registran en la zona centro y sur del país, donde se ha logrado detectar la manipulación de dichos equipos en empresas o servicios de mayor consumo energético, con conexiones trifásicas. Debido a ello, este tipo de instalaciones hoy representan el foco de atención de la distribuidora respecto a la persecución penal de los responsables.

Lo último
Te recomendamos

REVISTA DIGITAL

Temas relacionados
Suscríbete al Newsletter Revista Electricidad