La Corte de Apelaciones de Santiago confirmó la resolución exenta, dictada por la Superintendencia de Electricidad y Combustibles (SEC), a través de la cual se aplicó una multa por 1.500 UTM a la empresa Compañía General de Electricidad S.A. (CGE), debido a errores en que incurrió en el proceso de facturación de clientes.

En fallo dividido, la Quinta Sala del tribunal de alzada –integrada por el ministro Juan Cristóbal Mera, la ministra María Soledad Jorquera y la abogada (i) Paola Herrera– descartó falta de competencia del funcionario que formuló los cargos y de proporcionalidad en el monto de la multa aplicada.

La resolución señala “tal como lo sostiene la SEC, tal alegación, la de la incompetencia de quien le formuló los cargos, es una que solo se ha planteado a propósito de esta reclamación, de modo que nunca estuvo la Administración en posición de pronunciarse sobre aquella. Del mismo modo, y como se esbozó, lo primero que ha argüido CGE ha sido la falta de proporcionalidad de la multa, de modo que tácitamente ha aceptado la validez del acto administrativo que impugna”.

La decisión se acordó con el voto en contra del ministro Mera, quien estuvo por acoger la reclamación al considerar infringido el principio de proporcionalidad y, en consecuencia, también por reducir la multa impuesta a 500 UTM.