Las frías temperaturas que han azotado a La Araucanía y el sur de Chile en este invierno han sido superados por una tecnología poco conocida aún, pero que tiene abrigados a los alumnos de la Escuela Luis Cruz Martínez de Curacautín.

Tras meses de trabajo, que incluyeron un sondaje, la habilitación de una sala de funcionamiento y la intervención del edificio, el ministro de Energía, Claudio Huepe Minoletti, y la seremi de Energía de La Araucanía, Claudia Sotomayor Millaleo, inauguraron hace algunos días un sistema de climatización geotérmica que aprovecha el calor del interior de la tierra.

Este proyecto fue financiado por el Ministerio de Energía, ejecutado por el Centro de Excelencia en Geotermia de Los Andes (CEGA) de la Universidad de Chile y adjudicado a la Escuela Básica Luis Cruz Martínez.

Con una inversión superior a los $300 millones, las tuberías están distribuidas en salas, comedores, oficinas y biblioteca de la escuela Luis Cruz Martínez, la primera en la región en contar con esta energía renovable en la región y la segunda en el país.

El sistema funciona de manera eléctrica, con un encendido y apagado automático que lo hace eficiente, sustentable y automático. Se programa pocas horas antes de que lleguen los y las alumnas y se apaga cuando se van, evitando usarlo cuando las instalaciones están vacías. Además, es cero emisiones, lo que permite tener salas más amigables con la salud de los y las estudiantes, profesores, administrativos y apoderados, ayudando a la descontaminación del medioambiente.

“Esto ha cambiado la vida cotidiana de las y los niños en su actividad educativa. La diferencia con respecto a la combustión lenta, tanto en términos de la calidad del calor como de la seguridad y la dimensión económica, indica que es un beneficio en todo sentido”, dijo el ministro Huepe durante la inauguración.