La Sala de la Cámara de Diputadas y Diputados llevó a cabo una sesión especial, con el objetivo de analizar la situación que pudo afectar a los consumidores debido a eventuales irregularidades en el mercado del gas licuado.

En la oportunidad, se debatió sobre la situación de Metrogas. La empresa habría efectuado mecanismos que permitieron un sobreprecio del 20% en el precio del gas natural.

En el tiempo previo intervino la diputada Ximena Ossandón (RN), quien contextualizó los hechos que motivaron la sesión.

La parlamentaria detalló parte de las operaciones que habría realizado Metrogas al crear la empresa Agesa. Esto, con el fin de cobrar un sobreprecio por servicio a los clientes. Argumentó que “las empresas se comprometen a una lealtad, pero no son transparentes ni con las autoridades ni con los consumidores”. Asimismo, agregó que “este es un daño social obrado con conciencia y planificación”.

Por su parte,  la diputada Erika Olivera (IND) señaló que el actuar de Metrogas debilita la credibilidad de los mercados y de los órganos reguladores.

A su juicio, “se dejan en evidencia las debilidades o vacíos de la actual regulación”. Además, afirmó que ello “permite a algunas empresas sacar ilegítimas ganancias o ventajas a costa de los consumidores”.

La legisladora resaltó que, “en un rubro donde las tarifas se encuentran reguladas, no se puede decir que lo que ha fallado es el mercado, sino que la legislación y el funcionamiento de los agentes reguladores”.

Participaron en el debate las y los diputados Miguel Ángel Calisto (DC), Hotuiti Teao (IND), Boris Barrera (PC), Marta Bravo (UDI),  Rubén Darío (PDG), Flor Weisse (UDI),  Daniel Manouchehri (PS), Hugo Rey (RN), Alberto Undurraga (DC) y Natalia Romero(IND).

Además, expusieron las y los legisladores Johannes Kaiser (IND), Jaime Mulet (FRVS), Daniel Lilayu (UDI), Eduardo Durán (RN), Gonzalo Winter (PCS), Daniel Melo (PS), Agustín Romero (PREP), Ricardo Cifuentes (DC), Emilia Nuyado (PS) y Javiera Morales (IND).

Dichos del Ejecutivo

El ministro de Energía, Claudio Huepe, afirmó que se hará una ley corta para frenar la actual situación de Metrogas.

Se incorporará, primero, el cálculo de rentabilidad del grupo económicamente integrado. Es decir, una rentabilidad integrada entre el distribuidor y su proveedor, que, en este caso, son parte de un mismo grupo económico”, acotó.

Asimismo, agregó que se rebajará más el límite de rentabilidad máxima para los activos con más de 20 años. Esto, “con el propósito de que no se sienta el premio del 3%, sino que solo la tasa de costo capital”.

Por otra parte, detalló que se protegerán los contratos de suministro que están vigentes y que son económicamente eficientes.

Finalmente, el ministro resaltó que esto es la base del proyecto y que recoge gran parte de las sugerencias presentadas.

Resoluciones

Antes del término de la sesión, se aprobaron 7 resoluciones. Estas formulan una serie de solicitudes al Gobierno, que apuntan a regular el servicio del gas y a indemnizar a los consumidores.

En ese contexto, la Cámara llamó a adoptar las medidas necesarias para impedir que se repita la situación de sobreprecios en cualquier mercado regulado. Asimismo, pidió enviar un proyecto que establezca como causal de caducidad de la concesión, cualquier abuso del derecho realizado por la empresa.

Por otra parte, las y los legisladores solicitaron establecer la obligación de reparación e indemnización a los consumidores afectados por las prácticas ilegales cometidas por empresas del mercado del gas.

Igualmente, poner suma urgencia al proyecto que prohíbe a las empresas distribuidoras de gas de red, celebrar contratos de suministro con empresas, personas o entidades relacionadas.