La empresa Red Eléctrica Internacional (REI), encargada de la gestión de líneas de transmisión en Chile desde 2016, anunció que pasará a llamarse Redinter. La directora general del negocio internacional, Eva Pagán, dijo que esta modificación va en la línea de una modernización que apunta a «impulsar la transformación verde y digital» en el país.

Entre los nuevos objetivos de la compañía, destacan «explorar soluciones de almacenamiento masivo de energías basadas en el bombeo hidráulico, como también buscar la posibilidad de desarrollar una línea de alquiler de fibra óptica oscura excedentaria. Asimismo, para el 2025, se contempla una inversión de 224 millones de euros que servirán para impulsar el crecimiento orgánico de la región».

El director de negocio internacional de Redinter, Juan Majada, agregó que «nuestra meta a futuro es garantizar en todo momento la seguridad y continuidad del suministro eléctrico, desarrollando una red de transporte fiable que contribuya al progreso social”.