En pleno desierto de Atacama, a cinco kilómetros de la comuna de María Elena en la Región de Antofagasta, comenzó la construcción de la planta solar más grande de Chile: CEME1, que tendrá una capacidad instalada de 480 MW.

El proyecto fotovoltaico, desarrollado por Generadora Metropolitana, abarca un área total de 435 hectáreas -lo que equivale a 370 canchas de fútbol- y contempla una línea de transmisión de aproximadamente 9,6 kilómetros, que se conectará al Sistema Eléctrico Nacional en la Subestación Miraje. Incluirá la instalación de 860 mil paneles solares de alta tecnología. La construcción durará más de un año y creará 750 empleos directos.

“Estamos muy contentos de marcar este hito, que representa una nueva etapa tanto para nuestra compañía como para el país. Nuestro compromiso está en avanzar en conjunto con las metas de descarbonización de Chile y el mundo, y ser un actor relevante en el desafiante proceso de transición energética hacia la descarbonización. Es por eso que estar construyendo la planta solar más grande del país es un motivo de orgullo para cada uno de los que ha sido parte en este proyecto”, dijo Alfonso Ardizzoni, gerente general de Generadora Metropolitana.

En diciembre se había comenzado con movimientos de tierra y delimitación del terreno y ahora, en la última semana de mayo, ya se están instalando las primeras estructuras. La empresa Power China es la encargada de la construcción del proyecto. Atributos medioambientales Un compromiso importante de esta planta es ser responsable con el medioambiente.

Por esto, se diferenciará de otros proyectos fotovoltaicos al tener una mejor eficiencia de uso de suelo, con una mayor potencia por hectárea. Además, tendrá un consumo de entre 80% y 90% menor en términos agua, gracias a la robotización de los procesos de limpieza de sus paneles.

El proyecto también considera espacios para incorporar, a futuro, almacenamiento de energía por medio de baterías, que permitirán liberarla cuando no haya sol. CEME1 es uno de los proyectos renovables que Generadora Metropolitana estará llevando a cabo gracias al importante financiamiento que cerró el año pasado, con un conjunto de bancos internacionales y nacionales, el que también permitirá próximamente la conversión de diésel a Gas Natural de la Central Los Vientos, en la Región de Valparaíso.