Uno de los objetivos de la Asociación Chilena de Energías Renovables y Almacenamiento, Acera AG., ha sido el trabajo colaborativo con diferentes instituciones que compartan la misión del gremio. Es en esa línea que Acera tiene una categoría especial de colaboración creada para las Embajadas, Oficinas Comerciales Extranjeras y Cámaras de Comercio, de manera de compartir información actualizada y relevante en torno a las energías renovables y el almacenamiento de energía en Chile y el mundo.

Bajo esa figura es que nace la alianza con la Cámara de Comercio e Industria Franco-Chilena “CCI FC”, una asociación gremial sin fines de lucro, creada hace 137 años en Chile y es una de las Cámaras binacionales más antigua del país, perteneciendo a la red mundial de la Cámara de Comercio e Industria Francesa al Internacional. La CCI FC reúne una gran parte de la Comunidad Franco-Chilena del negocio con el objetivo de impulsar el desarrollo nacional e internacional de sus miembros, start-ups, pymes y grandes empresas, a fin de fomentar las relaciones económicas entre ambos países Chile y Francia en particular.

Al respecto, Marie-Aude de Saint Charles, General Manager de la CCI FC, comentó que “estamos muy complacidos de celebrar este acuerdo de Partnership con Acera. Como gremial empresarial, la Cámara franco-chilena reúne a varias empresas líderes en este sector, y gracias a esa nueva alianza vamos a seguir apoyando la Inversión Extranjera, en sinergias con Acera, para una transición energética en Chile que sea sustentable e inclusiva. Esperamos que esta nueva alianza tengo mucho éxito”.

Por su parte, la directora ejecutiva de Acera, Ana Lía Rojas, destacó la importancia de seguir generando redes de colaboración. “Como gremio estamos convencidos de que la única forma de lograr el objetivo de la carbono neutralidad del sector eléctrico es mediante más generación renovable, más eficiencia energética y más electrificación de los consumos, pilares fundamentales que debemos trabajar en conjunto, ya que los efectos del cambio climático son de carácter global y lo que haga o deje de hacer un país o una zona, tendrá impactos en todos.

Actuar en forma individual o descoordinada será ineficaz si lo hacemos por separado, es por eso que confiamos en alianzas como la que hoy consolidamos con la Cámara Franco-Chilena. Esta alianza es clave, pues es una institución con historia y que a través de sus socios enriquecerá el intercambio y aprendizaje para la implementación de nuevas tecnologías habilitantes en la transición energética y que alentará el rol de la inversión extranjera, clave para acelerar las anheladas metas de carbono neutralidad”.

Esta alianza estratégica, se suma a las realizados con la Embajada Británica, la Cámara Chileno-Alemana de Comercio e Industria, la Cámara Chileno Argentina de Comercio y la Cámara Oficial Española de Comercio en Chile.