El Juzgado de Garantía de Iquique dejó sujetos a la medida cautelar de arraigo nacional a J.D.H.A. y A.E.L.V., imputados por el Ministerio Público como autores del delito de lavado de activos. Ilícitos perpetrados en 2018, en el marco del caso conocido como “Recambio de luminarias LED”.
En la audiencia de formalización de la investigación, la magistrada Verónica Opazo Miranda acogió la medida cautelar solicitada por el Ministerio Público, por considerarla adecuada y proporcional a los fines del procedimiento. Además, mantuvo el plazo de investigación, el cual concluye el 8 de mayo próximo.

Según el ente persecutor, en el marco de una investigación iniciada el 2018 que permitió detectar que los concejales G.C.V., A.L.V., M.C.T. y F.A.L., y los funcionarios de la Municipalidad de Iquique D.V.B., T.V.F. y R.G.C. habrían acordado otorgar licitaciones de recambio de luminarias, postes metálicos y alambrado subterráneo de la ciudad a las empresas Itelecom y Elec Chile, la que les habría ofrecido beneficios económicos por asegurar la adjudicación.

Con el objeto de ocultar el origen del dinero, los representantes de la empresa Itelecom y los intermediarios, concertados con el imputado J.D.H.A., hicieron maniobras tendientes a la ocultación o simulación del origen ilícito destinado al pago de sobornos consistentes en que la empresa de J.D.H.A., generó a Itelecom tres facturas ideológicamente falsas por servicios no prestados, con el objetivo de justificar las salidas de fondos desde las cuentas de Itelecom, por un monto 171 millones 354 pesos.

Así, tras recibir los pagos de las facturas, J.D.H.A. giró el dinero para entregarlo en efectivo a los intermediarios de las empresas C.U.B. y J.V.P., previo pago de una comisión por dicha gestión.

Tras la adjudicación, los representantes de Itelecom L.M.L. P.G.G. y el intermediario C.U.B. entregaron el dinero al intermediario local J.V.P., quien el 26 de octubre de 2018 viajó a Santiago en avión para recibir el dinero en efectivo correspondiente a sobornos de los concejales y el funcionario T.V.F. Desde la capital, J.V.P. volvió por tierra y una vez en Iquique procedió a repartir el dinero, según lo acordado.

Luego, desde el 28 de octubre de 2018 y a la fecha de sus detenciones los cuatro concejales, el funcionario municipal T.V.F., el intermediario J.V.P. y su pareja A.E.L.V., a sabiendas del origen ilícito de los dineros recibidos realizaron actos de lavado de activos para dar una apariencia de legalidad, introduciéndolos al sistema financiero.

Durante la investigación, se pudo establecer que los imputados realizaron a lo menos maniobras de lavado de activos; tales como: depósitos en efectivo, compras de vehículos e inmuebles, remesas enviadas al extranjero, diversificación del dinero en varias cuentas bancarias y prepago de créditos, entre otras.

En el caso de A.L.V., el ente persecutor le imputa actuar como testaferro, utilizando el vehículo adquirido por J.V.P. y, inscrito a su nombre, conociendo su origen ilícito.

En la audiencia, además, el Ministerio Público procedió a la reformalización de la investigación respecto a los concejales F.A.L., M.C.T. y A.L.V, por los delitos de cohecho reiterado y fraude al fisco; en tanto, al concejal G.C.V. se le imputó por cohecho reiterado, fraude al fisco y lavado de activos.

En tanto, a los funcionarios municipales: D.V.B. se les sindicó responsabilidad en los delitos de cohecho y violación de secreto; T.V.F. cohecho, fraude al fisco, violación de secreto y lavado de activos; y R.G.C. solo cohecho.

Asimismo, se imputó al representante de Itelecom por los delitos de soborno reiterado, fraude al fisco y lavado de dinero; y a los intermediarios C.U.B. y J.V.P., por los delitos de soborno y lavado de activos.

En la arista Elec Chile Limitada, el Ministerio Público reformalizó la investigación en contra de los ejecutivos M.V.F., M.V.A. y M.C.T. por los delitos de soborno