En la undécima versión del Foro «Santiago 2041: Hacia una ciudad más próxima», organizado por Siemens, Enel X y la Facultad de Arquitectura y Arte UDD, tuvo como objetivo explorar cómo hacer de Santiago una ciudad de barrios donde las oportunidades de trabajo, educación, comercio y servicios estén más próximas a la ciudadanía, bajo el entendido que existe una dramática segregación espacial, situación que requiere ser revertida previo a la conmemoración de los 500 años de la capital.

El encuentro contó con siete panelistas, entre ellos Carlos Moreno, urbanista y profesor de la Universidad Sorbonne, asesor de la alcaldesa de París, y el gobernador de la Región Metropolitana, Claudio Orrego; Camilo Cerda, CEO de Siemens Mobility en Chile y República Dominicana; Claudio Inzunza, responsable e-City, Enel X Chile; Pablo Allard, Decano Facultad Arquitectura y Arte de la UDD, junto a Alex Norha y Francisca Feliú, docentes de la universidad.

Carlos Moreno presentó el concepto de «ciudad en 15 minutos» que busca garantizar la existencia de servicios de manera vasta en toda la ciudad, con la ayuda de la tecnología para mejorar la calidad de vida de las personas y volver más amables los espacios que habitan. «Se busca desarrollar un policentrismo funcional donde la movilidad no sea obligada, sino que escogida», aseguró Moreno.

«Actualmente existe una dramática dinámica de segregación socioespacial y una dependencia muy fuerte del sector urbano. Por eso es necesario fortalecer la subcentralidad y una movilidad sostenible», comentó Pablo Allard, Decano de la Facultad de Arquitectura y Arte UDD.

Big Data

Al respecto, Claudio Insunza, responsable de e-City, Enel X Chile, abordó la necesidad de «una big data que permita tomar decisiones y crear soluciones, que indique cómo, cuándo y dónde se mueve la gente. Esto permite crear un nuevo diseño de ciudad mucho más eficiente y cercana para los ciudadanos con sus representantes».

Ante el desafío que enfrentan las grandes urbes, Camilo Cerda, CEO de Siemens Mobility en Chile y República Dominicana, señaló que «es necesario crear una ciudad más amable y cercana, centrada en el individuo con tecnologías como los sistemas de transporte público, que se planteen como un servicio y que se adapten a los requerimientos del ciudadano. Sistemas cómodos y lo más adaptativos posibles».