El grupo Aguas Nuevas ha adjudicado a Acciona Energía dos nuevos contratos de suministro eléctrico, de largo plazo, para suministrar energía 100% renovable a las operaciones del ciclo integral del agua que realiza sus filiales Aguas del Altiplano, en las regiones de Arica y Parinacota, y Tarapacá; y de Aguas de la Araucanía, en la Región de la Araucanía.

A través de este acuerdo, la sanitaria ha renovado por un nuevo período el contrato que suscribió con la compañía en 2017 para su filial Nueva Atacama (ex Aguas Chañar), en la Región de Atacama.

Detalles

El contrato de suministro considera un total de 34 instalaciones del Grupo Aguas Nuevas, que prestan servicios de captación, producción, distribución, recolección, tratamiento de aguas servidas y disposición final de las mismas, estarán operando con energía renovable. Con ello, la sanitaria, estará realizando un aporte a la descarbonización de la industria, contribuyendo a evitar anualmente la emisión de un total de 48.500 toneladas de CO2, al medioambiente.

«En los últimos años Chile ha enfrentado el desafío de descarbonizar su matriz energética. Este camino, que ha sido exitoso hasta ahora, requiere un impulso adicional, ese que brindan empresas como el Grupo Aguas Nuevas, que están dando un paso adelante para que su ciclo productivo, que ya es esencial para brindar suministro de agua potable a la población, sea un proceso también bajo en carbono. Estamos orgullosos de aportar con nuestro portafolio de proyectos 100% renovables al beneficio de Aguas Nuevas y sus clientes», señaló Lionel Roa, gerente de Gestión de Energía de ACCIONA Energía.

Beneficios

En base a estos acuerdos, Aguas del Altiplano, que opera 12 instalaciones en las regiones de Arica y Parinacota y en la de Tarapacá, comenzará a recibir energía renovable a partir de abril de 2022, lo que le permitirá reducir sus emisiones anuales de CO2 en 25.998 toneladas, cuyo impacto al medioambiente es equivalente a la captura de carbono de 45.812 árboles durante 25 años.

El gerente regional de Aguas del Altiplano, Cristian Barahona valoró la suscripción de este contrato, señalando que “nos va a permitir alimentar prácticamente el 80% de nuestra producción y tratamiento de agua potable y aguas servidas, protegiendo al medio ambiente y contribuyendo a lucha contra cambio climático, con un menor aporte de la huella de carbono”.

El suministro eléctrico para las 11 instalaciones que opera Aguas de la Araucanía también comenzará a regir a partir de abril de 2022, con lo cual evitará 8.400 toneladas anuales de emisiones de CO2, cuyo impacto al medioambiente es similar al de la captura de carbono de 14.800 árboles durante 25 años.

El gerente regional de Aguas Araucanía, José Torga, señaló que “el contrato que hemos firmado no solo nos permite asegurar el suministro eléctrico para nuestras instalaciones y la prestación de servicios a nuestros usuarios, sino que además nos permitirá reducir la huella de carbono de la compañía, a través del uso de una energía que es producida de forma 100% limpia”.

Por su parte, Nueva Atacama continuará recibiendo energía renovable de Acciona Energía, a partir de enero de 2023, desplazando cada año 14.100 toneladas de CO2, equivalentes a la captura de carbono de 24.848 árboles por 25 años.

El gerente regional de Nueva Atacama, Sergio Fuentes, destacó que este contrato les permitirá abastecer cerca de 70% de su consumo eléctrico con energía renovable. “Esto es muy importante para Nueva Atacama, porque va en línea con nuestro rol del cuidado medioambiental que tenemos todos los días en la prestación de servicios de agua potable en la región de Atacama”, señaló.