De acuerdo con el Reporte de Seguimiento Mensual del Mercado de Servicios Complementarios que realiza la Asociación de Clientes Eléctricos No Regulados (Acenor A.G.), el pago promedio por estos servicios en julio aumentó 28% respecto a junio del presente año, pasando de US$16,1 millones a US$20,6 millones.

El mismo documento destaca que desde la creación del mercado de servicios complementarios, esta es la primera vez que su remuneración supera los us$20 millones mensuales.

Si los precios se comparan con el mismo mes de 2020, el incremento fue de 59% considerando que ese año se pagaron US$13 millones.

«Cuando los valores se expresan en términos de USD/MWh, se observa que el pago mensual promedio que finalmente terminan abonando los clientes se incrementa respecto del mes de junio, alcanzando 3,2 USD/MWh», indica el documento gremial.

Algunas de las razones coyunturales que explican esta alza, de acuerdo con Acenor, se encentran en el incremento en julio del costo marginal promedio mensual, el cual «superó los 120 USD/MWh, desde niveles previos entre 65 y 85 USD/MWh».

«A esto se suman las condiciones hidrológicas del sistema producto de la sequía extrema por la que atraviesa el país, la que estaría afectando la disponibilidad de recursos hidráulicos para la prestación de servicios complementarios», informó la asociación.

«Estructuralmente, estos aumentos se dan en un escenario donde los SSCC son prestados, casi completamente, por las mismas centrales convencionales, con un reducido número de oferentes y subastas que terminan mayormente desiertas o parcialmente desiertas», se agregó.