La Asociación Chilena de Energías Renovables y Almacenamiento (Acera A.G.) destacó que la capacidad instalada de las centrales ERNC en el país superaron los 10.000 MW, tanto en proyectos en operación como aquellos que están en etapa de pruebas en el país, abarcando a las tecnologías fotovoltaicas, termosolares, eólicas, de biomasa y biogás, minihidroeléctricas y geotérmicas.

El gremio reconoció la labor desarrollada por un grupo de actores del quehacer nacional para haber alcanzado esta meta, como «las empresas generadoras del sector ERNC, en especial a las asociadas a Acera, y a sus subcontratistas y proveedores de bienes y servicios, que con su perseverancia han impulsado decididamente el desarrollo y construcción de las centrales ERNC que actualmente suministran energía limpia y segura a lo largo y ancho de todo Chile continental y los territorios insulares».

También se reconoció el aporte de los trabajadores del sector, así como a los legisladores en el Congreso, «que inicialmente lideraron las propuestas de leyes para abrir un espacio a las ERNC y que posteriormente les han otorgado un permanente apoyo».

Otros reconocimientos de la asociación fueron para las autoridades de los diferentes gobiernos en los últimos años, el mundo académico y el sector de las ONG y de la sociedad civil, además de los otros gremios del sector productivo y energético de Chile.

«E indistintamente, agradecemos también a los que no confiaron en el potencial de desarrollo de las ERNC en Chile, cuya opinión nos hizo redoblar los esfuerzos para demostrar que las renovables eran y siguen siendo la mejor opción para los requerimientos energéticos de nuestro país», sentenció el gremio.