La necesidad de avanzar en las interconexiones eléctricas regionales, dentro de la meta que tiene el país en materia de carbono neutralidad, con la incorporación de energías renovables, planteó el director del Centro de Energía de la Universidad de Chile, Rodrigo Palma, durante el webinar «Interconexión energética en Latinoamérica Sur – Desafíos técnicos,políticos y económicos», organizado por PES de la Rama estudiantil IEEE de la Universidad de Chile, junto con IEEE PES Sección Chile.

En el evento se generó un espacio de discusión en torno a la interconexión energética a nivel Latinoamericano, exponiendo la perspectiva desde la industria y la academia, de manera de reconocer las principales oportunidades y desafíos que conlleva el desarrollo de esta temática a nivel regional.

Según Palma, explicó que «hay algo novedoso, que es darnos cuenta del tremendo potencial renovable que tiene Latinoamérica. Hoy hay un 60% de penetración renovable, pero puede llegar fácilmente al 80% y la meta es del 100-500%, para ver cómo se puede abastecer con energías renovables y ofrecerle al mundo la sostenibilidad».

«Los países exportadores presentan un desafío mayor, que es la opción de que los países ya no ven el hecho de exportar a un país vecino,  sino que ven cómo la región completa es capaz de ofrecer una oferta de sostenibilidad hacia el resto del mundo», agregó.

«Hemos estudiado las interconexiones y el potencial que tenemos, hay países que van a tornarse más exportadores o importadores pero no se trata de competir entre los países, sino cómo hacemos una red para ofrecer energías renovables”, declaró.

El académico también indicó la necesidad de crear un trabajo conjunto para lograr estas redes de interconexión: «Hay que verlo como una responsabilidad única de esta generación, las interconversiones son una solución. Plantearse que Chile sea 100% renovable probablemente sólo es factible si nos planteamos todo Latinoamérica renovable, por lo tanto la interconexión eficiente nos dará la posibilidad de seguir desarrollando esto. Las interconexiones son un camino en el que podemos hacer más resiliente la vía energética. Un ejemplo es que, si nosotros exportamos hidrógeno podríamos soportar de mejor forma una sequía, ya que nos da una variable adicional de control para enfrentar situaciones del clima».