Los resultados del primer estudio sobre el costo de subastar los servicios complementarios de reserva serán abordados en el webinar que realizará GPM-A.G., el gremio que reúne a los pequeños y medianos generadores, el cual será presentado por Cristián Muñoz, especialista de Breves de Energía, con la moderación de Danilo Zurita, director ejecutivo de la asociación.

El estudio se enmarca en el mecanismo de subasta implementado por el Coordinador Eléctrico Nacional en 2020, el cual se modificó en el segundo semestre del año pasado.

Estudio

En este contexto, un estudio de Breves de Energía señala que las subastas de los servicios de reserva encarecen el suministro de electricidad. «En efecto, entre enero y septiembre de 2020 las subastas incrementaron los costos de operación del sistema interconectado en US$57 millones, un 6% por encima del costo que se habría tenido con un mecanismo de asignación central de las reservas. De estos mayores costos, US$26 millones provienen de un incremento en la generación de las centrales termoeléctricas por operaciones a mínimo técnico, principalmente a gas, y que, en buena parte, serán traspasados como cargos laterales en las cuentas de los clientes».

Según se indica en la investigación, «más que una falla en el diseño, el problema de las subastas radica en que los cuatro generadores que concentran los servicios de reserva, pueden seleccionar sus ofertas a fin de optimizar su posición comercial en el spot, incluyendo sus transacciones de energía y reserva. Sin embargo, sus ofertas difícilmente podrán ser desafiadas por el resto de los generadores incumbentes, pues en su mayoría disponen de recursos no despachables. Se crea así una instancia que le permitiría a estos cuatro generadores ejercer poder en el mercado spot, derivando en una operación más cara del sistema interconectado y en precios spot por debajo de los que habrían resultado de un esquema central».

«La evidencia mostrada en el estudio sugiere la conveniencia de que el Coordinador suspenda definitivamente las subastas de los servicios de reserva, pues, incluso con las modificaciones de diseño implementadas en diciembre de 2020, se persiste en mantener un esquema híbrido que no garantiza la operación a mínimo costo del sistema interconectado», se concluye en el estudio.

Más información: info@gpm-ag.cl