La participación de las Energías Renovables No Convencionales (ERNC) en la generación bruta del sistema llegó a 22,1% durante 2020, siendo lideradas por la tecnología solar fotovoltaica con 9,8%, seguida de la eólica (7,1%), las centrales mini hidro (2,7%) y la biomasa (1,9%), de acuerdo con los datos de la Asociación Chilena de Energías Renovables y Almacenamiento (Acera A.G.).

Si esta participación se suma a la generación hidroeléctrica, provenientes de centrales de embalse y de pasada, que llegó a 23,8%, se obtiene una participación total de 45,9% de las energías renovables dentro del sistema eléctrico, ubicándose más de 10% por debajo de la participación de fuentes térmicas, las cuales cerraron 2020 con 54,1%.

Otras fuentes

Según el Centro de Informaciones del gremio, el carbón tuvo una participación de 35,3% en la generación bruta durante el año pasado, lo que de todos modos significó una caída de -15,,4% respecto a 2019. Por otro lado, la generación a gas natural tuvo una participación de 17,7%, lo que representó una baja de -36,3% en comparación a lo que anotó en 2019.

Otro dato consignado es el acercamiento de la participación de la generación solar fotovoltaica a la generación hidráulica de pasada, pues la primera anotó 9,8%, lo que significó un crecimiento de 28,7% respecto a 2019, mientras que el aporte de la segunda tecnología fue de 11,8% durante el año recién pasado, implicando un aumento de 19, 8% respecto al cierre de 2019.