En sesión telemática, los integrantes de la comisión investigadora de la Cámara de Diputados por alzas en las cuentas de la luz durante la pandemia Covid-19, concordaron y votaron las conclusiones y las propuestas surgidas a raíz de la información recabada, entre las cuales se destaca crear un subsidio escalonado y fortalecer a la Superintendencia de Electricidad y Combustibles (SEC), a través de un proyecto de ley.

La instancia recibió en los últimos dos meses a autoridades, representantes de empresas eléctricas y de organizaciones de consumidores y usuarios, entre otros. El informe debe aprobarse este lunes 30 de noviembre.

Propuestas

De acuerdo al texto de la comisión investigadora, para evitar que errores en la facturación provisoria vuelvan a perjudicar a los clientes regulados en caso de producirse un rebrote del coronavirus, que impida tomar lecturas en algunas comunidades, regiones o comunas, se sugiere perfeccionar este sistema, estimando el consumo, por ejemplo, en base al del mismo mes del año anterior.

También se plantea facilitar y acelerar el proceso de firma de convenios celebrados entre municipalidades y la Superintendencia para hacer más accesible la presentación de reclamos.

Otros puntos acordados es solicitar a la Presidencia de la República el envío de un proyecto de ley de fortalecimiento de la SEC, especialmente en relación con las facultades que se le confieren para impartir órdenes e instrucciones a las empresas distribuidoras de electricidad, respecto de criterios y metodologías para resolver reclamos; y ordenar que, no obstante que la resolución de un reclamo corresponda a un caso particular, lo resuelto se ejecute y aplique por la empresa reclamada para todos los casos que cumplan las mismas condiciones o características.

Además se menciona la propuesta legislativa de subsidio escalonado al consumo eléctrico, y que además se considere el prorrateo que se establece en la ley de Servicios Básicos por 12 meses, se aplique automáticamente, a menos que el cliente manifieste su voluntad de pago inmediato de la cuenta de electricidad.

Finalmente se propone enviar con urgencia una propuesta legislativa o administrativa que resuelva el perjuicio respecto de los cobros de transporte de electricidad que no se cobraron en los meses respectivos.

Conclusiones

El documento de la comisión detalla cada uno de los problemas que enfrentaron tanto los clientes comerciales como residenciales, durante la pandemia en diversas regiones del país, respecto a los cobros en sus cuentas de la luz y plantea las siguientes conclusiones:

-Desde la publicación de la ley 21.185 (2 nov. 2019) que creó un mecanismo transitorio de estabilización de precios de la energía eléctrica para clientes sujetos a regulación de tarifas, estas se encuentran fijas y, por tanto, no ha existido una variación imputable a ellas que haya tenido efectos en las boletas de los clientes.

-La suspensión de las lecturas de medidores y reparto de boletas en terreno, por parte de las empresas distribuidoras, fue una medida desprolija, pues la facturación provisoria se realizó de una manera tal que ella no consideró, debiendo hacerlo, las particularidades de su aplicación en un contexto de pandemia y crisis económica. De este modo, se generó una afectación indebida e innecesaria a los usuarios finales, lo que resulta especialmente grave en un contexto de estrechez económica e incertidumbre para las familias como consecuencia de la pandemia.

-El procedimiento de facturación provisoria ha provocado distorsiones en las cuentas de la luz. Los aumentos de facturación registrados se deben a reliquidaciones entre la facturación estimada y la real, siendo esta última mayor, debido a los confinamientos y a la acumulación del costo de transmisión.

-A esto se suma que al determinar el saldo por pagar entre la lectura real y la facturación provisoria se dividió el saldo en dos meses, en vez de los cuatro meses que se debieron considerar. En muchos casos la acumulación significó exceder el límite de invierno de los meses de junio y julio, período en el que se aplica una sobre tarifa.

-Si bien la Superintendencia realizó una labor de fiscalización, debió ser más diligente y proactiva en anticipar instrucciones para la correcta aplicación de la facturación provisoria, antes de que los problemas derivados de ella fuesen masivos, estableciéndose que la detección de los problemas en el cobro de las boletas fue producto o consecuencia de los reclamos efectuados por los propios clientes o usuarios, aún cuando la SEC tenía conocimiento de la aplicación del sistema de facturación provisoria.