(Emol) Algunos de los principales estados de EE.UU. acordaron este martes que para el 2050 el 100% de los camiones y camionetas que se vendan en sus jurisdicciones sean vehículos eléctricos cero emisiones.

El acuerdo, firmado por autoridades de quince Estados -entre ellos California, Nueva York, Massachusetts y Pensilvania, además del Distrito de Columbia- señala que trabajarán «en colaboración para avanzar y acelerar el mercado de vehículos medianos y pesados eléctricos, incluidas grandes pick-up y furgonetas, además de camiones de reparto, camionetas, autobuses y camiones de larga distancia».

Los estados promoverán e invertirán en camiones y autobuses eléctricos así como en la infraestructura de recarga de los vehículos cero emisiones.

Pero es no es todo, ya que el acuerdo establece que en 2030 este monto debe ya alcanzar el 30% del total de vehículos medianos y pesados que se comercialicen en sus territorios.

Los quince estados señalaron en un comunicado que el acuerdo permitirá recortar «dañinas emisiones de diésel y disminuir la contaminación de carbono», tras lo cual recordaron que el sector del transporte es la principal fuente de emisiones de gases con efecto invernadero del país.

Aunque los camiones y autobuses sólo representan el 4% de los vehículos en las carreteras, suponen el 25% de las emisiones de gases con efecto invernadero del sector de transporte.

Además, las emisiones de los camiones son la fuente de gases con efecto invernadero de más rápido crecimiento en la actualidad.

[LEA TAMBIÉN: Tesla anuncia que su “Battery Day” se realizará en septiembre y lo hará lo forma presencial]

«Acelerar la electrificación de camiones y autobuses es un paso esencial para lograr las profundas reducciones de emisiones necesarias para evitar las peores consecuencias del cambio climático y proteger la salud de millones de estadounidenses», añadieron los firmantes del acuerdo.

En la actualidad, existen en Estados Unidos 70 modelos de camiones y autobuses eléctricos. Pero los firmantes del acuerdo señalaron que en la próxima década se espera que aparezcan nuevos modelos comerciales de este tipo de vehículos.

Fabricantes como General Motors (GM), Ford y Tesla han anunciado planes para empezar a producir en los próximos meses camionetas «pickup» eléctricas, y Tesla está trabajando en un camión eléctrico de larga distancia.

Además, nuevos fabricantes como Rivian y Nikola también están preparándose para lanzar camionetas y camiones totalmente eléctricos ante la anticipada demanda de gigantes como Amazon, el servicio de transporte de paquetes UPS o la cadena de superficies comerciales Walmart.

Por ejemplo, Amazon ha invertido centenares de millones de dólares en Rivian, que todavía no produce vehículos pero ha presentado dos prototipos, la camioneta «pickup» eléctrica R1T y el todocaminos SUV eléctrico R1S.

Amazon ha anunciado que comprará 100.000 unidades de una furgoneta eléctrica que está desarrollando Rivian y que espera recibir las primeras 10.000 unidades en 2022.