Camanchaca y Colbún suscribieron un contrato eléctrico por siete años para todas las instalaciones de la empresa pesquera, que entra en vigencia en esta fecha, por un total de 50 GWh anuales para todas sus operaciones, y que permitirá a la primera reducir significativamente las emisiones de CO2.

Por primera vez, el convenio garantiza que las fuentes de energía a ser utilizadas por Colbún provendrán de fuentes 100% renovables, lo que representa un hito en el plan estratégico trazado por Camanchaca para alcanzar la carbono neutralidad y que, en el caso de su filial de Salmones, tiene previsto lograrlo en 2025.

“El uso de energías 100% renovables y limpias permite a Camanchaca reducir significativamente las emisiones al medioambiente y está en línea con nuestro objetivo estratégico de ser neutrales en emisiones de CO2 en nuestra producción. Este acuerdo muestra que podemos avanzar en producir alimentos desde el mar sustentablemente, y hacerlo conteniendo costos; la sustentabilidad no es una cuestión de costos, sino de voluntades y convicciones”, dijo Ricardo García Holz, gerente general de Camanchaca.

[LEA TAMBIÉN: Pesquera Camanchaca Coronel anuncia que reducirá en 90% sus emisiones]

El gerente general de Colbún, Thomas Keller, afirmó en tanto que “uno de nuestros objetivos es ser socios de las metas de sostenibilidad de nuestros clientes a través del suministro de energías renovables y la provisión de soluciones energéticas integrales. Este acuerdo apunta en esa dirección y afianza la posición de Colbún como proveedor de energía renovable segura y continua”.

Alcances

Como resultado, Camanchaca reducirá en casi 15.000 toneladas anuales sus emisiones de CO2 a la atmósfera, que es equivalente a retirar de circulación unos 26.000 autos o plantar 200.000 árboles en el período de duración del contrato.

Camanchaca y Colbún informaron que el resultado de estas disminuciones de emisiones de CO2, será respaldado a través de una certificación nacional por E&Y y una certificación internacional especializada, I-REC.

Además, el contrato con Colbún permitirá a Camanchaca acceder a una auditoría de eficiencia energética y avanzar hacia una operación todavía más amigable con el medioambiente. Ello abarcará la iluminación LED, proyectos fotovoltaicos y soluciones de electro movilidad, entre otros.