Las autoridades del Reino Unido apoyarán el desarrollo de la tecnología de recarga inalámbrica especialmente adaptada pensada para taxis eléctricos.

Se trata de una programa que incluyen en torno a 4 millones de euros para realizar pruebas a escala real durante un semestre. Con esta tecnología se espera que los vehículos puedan incorporar baterías más pequeñas, reduciendo su precio y consumo.

[LEA TAMBIÉN: Estos son las avances para el nuevo taxi eléctrico aéreo]

La carga inalámbrica puede funcionar como un acelerador para sumar a más taxistas para cambiarse a la electromovilidad ya que supone una comodidad extra no tener que realizar la operación de recarga en electrolineras públicas, además de facilitarles la operación, sin manipular los cables de recarga.

Desarrollo tecnológico

La Agencia Estatal de Innovación UK es un organismo público financiado por el Reino Unido, encargada del diseño y desarrollo de investigaciones relacionadas con nuevas tecnologías y está cargo de este proyecto.

[LEA TAMBIÉN: Conozca la flota registrada de taxis eléctricos en Chile]

En la práctica, será desarrollado por Sprint Power, una firma de tecnología británica que se especializa en la innovación de la propulsión eléctrica, CENEX (Centro de Excelencia para Tecnologías de Celdas de Combustible y Bajo Carbono), la Universidad de Coventry, el Municipio de Nottingham, Shell, Parking Energy y Transport for London.

Sprint Power desarrollará un módulo con la interfaz y el software personalizados para facilitar la operación de recarga a los conductores. Además diseñará un kit de integración a medida para cada tipo de vehículo, que permitirá que los taxis eléctricos se adapten a las capacidades de carga inalámbrica.

Contará con el apoyo de dos empresas que fabrican actualmente vehículos dedicados a funcionar como taxis eléctricos:

  • LECV (London Electric Vehicle Comp), propiedad del fabricante chino Geely , que ha sido la encargada de diseñar y fabricar el LEVC TX, el taxi eléctrico de Londres, donde se encargará de la prueba.
  • Nissan, que con la e-NV200 realizará la misma operación en Nottingham.

Ambas compañías contarán cada una con 10 unidades modificadas de estos autos eléctricos con la tecnología de la carga inductiva.

[LEA TAMBIÉN: Tesla Model 3 da importante paso para operar como taxi en New York]

El fundador y CEO de Sprint Power, Richie Frost, ha asegurado que muchos operadores de taxis, y muchos conductores que realizan su trabajo de forma autónoma están ansiosos por hacer la transición a los vehículos eléctricos, “y nuestra opinión es que la carga inalámbrica facilitará significativamente esta transición”.