(Diario El Día) Un total de 13 proyectos de energía solar se encuentran en calificación en el Sistema de Evaluación e Impacto Ambiental, SEIA, los cuales fueron ingresados entre enero y abril del presente año, a pesar de la pandemia del coronavirus. Ello evidencia el aporte de este tipo de tecnologías a la matriz energética y las condiciones favorables de la región de Coquimbo para aprovechar dicho potencial.

Básicamente, las iniciativas corresponden a los denominados Pequeños Medios de Generación Distribuida, PMGD, cuya energía inyectada a la red no sobrepasa los 9 MW. Sumados a las centrales solares pendientes de evaluación desde el año 2019, totalizan 16 plantas solares, con una inversión acumulada de 314 millones de dólares y 279 MW de potencia instalada, energía equivalente al consumo de 280 mil viviendas en un año.

Según el SEIA, los proyectos se ubicarán en las comunas de La Serena, Coquimbo, La Higuera, Vicuña, Ovalle, Combarbalá, Los Vilos, Illapel y Salamanca.

Al respecto, el seremi de Energía, Álvaro Herrera, destacó que “el gobierno busca fomentar la sustentabilidad y la diversificación de la matriz energética regional, consolidándonos como un referente en términos de energías renovables. Pese a la pandemia, estos parques fotovoltaicos que han ingresado en el último tiempo van en la línea de lo que queremos, son la convivencia perfecta entre inversión y desarrollo sustentable”.

En ese sentido, la autoridad agregó que “la institucionalidad vigente a nivel regional ha allanado el interés de empresas del sector por apostar en la región, aprovechando nuestros tremendos potenciales. Las empresas han entendido que la región de Coquimbo es un socio estratégico que presenta oportunidades”.

[LEA TAMBIÉN: Energía solar: aprueban proyecto fotovoltaico de 141 MW en Región de Coquimbo]

Potencial regional

Herrera explica que una de las ventajas de estos proyectos – la mayoría con potencia no superior a los 9 MW – es que permiten la entrega de la electricidad a los centros urbanos más próximos con menores pérdidas, al no ocupar grandes líneas de transmisión.

En ese sentido, la autoridad explicó que en la región las zonas de aptitud energética para el desarrollo de generación solar – fotovoltaica fija y de seguimiento – suman 162.752 MW y un potencial en producción eólica de cerca de 2.600 MW. “Actualmente somos un referente para las energías limpias, al contar con más de 600 mil hectáreas disponibles para proyectos renovables”, aseveró el seremi.

De hecho, destacó que durante el año pasado el 99,7% de la generación de energía de la región de Coquimbo fue aportada por tecnologías renovables, principalmente eólica y solar fotovoltaica.

Descarbonización

Anexa al avance de las ERNC en la región y el país, el seremi Álvaro Herrera, sostuvo además que las inversiones comprometidas en energía limpia para la región de Coquimbo “serán un aporte al Plan de Descarbonización impulsado por el ministerio del ramo, en conjunto con las empresas, ya que en la medida que ocurra el retiro paulatino de las centrales a carbón, de aquí al año 2040, esa potencia instalada que sale del sistema deberá ser suplida por nuevos proyectos renovables”, sostuvo.