En el marco de las iniciativas que ha impulsado CGE para apoyar a la comunidad, en medio de la pandemia del Covid-19, la distribuidora eléctrica, que atiende a más de tres millones de hogares entre las regiones de Arica y Parinacota y La Araucanía, firmó un convenio de donación con la Cruz Roja Chilena.

Iván Quezada, gerente general de CGE, señaló que el acuerdo permitirá entregar un aporte de $175,6 millones a la institución, entre lo recaudado por los trabajadores y la compañía, los que serán destinados, entre otras labores, al apoyo del trabajo que realiza la institución con personas en situación de calle, uno de los grupos más expuestos y desprotegidos ante la pandemia del Covid-19.

Por su parte, la presidenta nacional de la Cruz Roja Chilena, María Teresa Cienfuegos, agradeció el aporte de CGE y sus trabajadores, afirmando que “con esto podremos continuar previniendo y aliviando el sufrimiento de las comunidades en situación vulnerable, a raíz de la propagación del Covid-19, llevando ayuda humanitaria oportuna a las personas en situación de calle y migrantes durante nuestras rutas sanitarias, y también a aquellos que buscan refugio, protección y una atención digna en los albergues de Cruz Roja”.

[LEA TAMBIÉN: CGE invertirá US$190 millones este año y asegura que la crisis no afectará el suministro eléctrico]

Otras medidas

A la donación a la Cruz Roja Chilena en medio de la crisis sanitaria, se suman medidas como la disposición de generadores de respaldo en 47 hospitales y centros de atención de salud a lo largo del país, los que permitirán, en caso de interrupciones de suministro eléctrico, mantener su funcionamiento en beneficio de la comunidad.

CGE también habilitó un canal de contacto dedicado a pequeñas y medianas empresas que se encuentren en una situación financiera compleja y que requieran de una atención especial.

Estas medidas se realizan en complemento del acuerdo alcanzado con el Gobierno para la suspensión del pago de cuentas durante tres meses para el 40% de las familias más vulnerables del país que así lo soliciten.

Además, hace algunas semanas se dispuso de un número gratuito de atención al cliente, el 800 800 767, con el objetivo de entregar un mejor servicio al cliente y una mayor capacidad de respuesta ante situaciones de emergencias.

En paralelo, para proteger la salud de sus colaboradores y clientes, la empresa tiene actualmente al 86% de sus trabajadores en modalidad de teletrabajo, desde el 16 de marzo, con medidas extraordinarias de seguridad para el personal especializado que realiza labores críticas en los centros de despacho, control y trabajo en terreno.