Enel Américas registró un Ebitda de US$848 millones durante el primer trimestre de este año, lo que representó una disminución de 7% respecto a lo anotado en el mismo periodo del año pasado, debido al impacto negativo de la devaluación de las monedas locales frente al dólar, explicó Maurizio Bezzeccheri, gerente general de Enel Américas y director para América Latina del Grupo Enel.

Eso sí, el ejecutivo también señaló que al aislar el efecto de tipo de cambio, el Ebitda habría “aumentado 9% gracias al mejor desempeño de los negocios de distribución y generación. En términos de resultado neto alcanzamos US$208 millones, un aumento de 2% con respecto al primer trimestre del año pasado”.

[LEA TAMBIÉN: Pandemia: Enel Chile crea fondo de $1.000 millones para apoyar a sectores vulnerables]

Bezzeccheri además se refirió al impacto de la pandemia del covid-19 en la región, precisando que el holding ha tomado “todas las medidas necesarias para el correcto funcionamiento de nuestras operaciones, al tiempo que resguardamos el bienestar de nuestros trabajadores y clientes”.

“Con las comunidades aledañas a nuestras operaciones estamos colaborando a través de instituciones locales, organizaciones y asociaciones o directamente con las comunidades para asegurar sus necesidades sanitarias y alimentarias. Estamos en una posición financiera que nos permite enfrentar los desafíos que se presenten en el corto plazo””, afirmó.