El gerente general de ISA Interchile, Gabriel Melguizo, planteó que la incorporación de nuevas tecnologías serán clave para las actividades que realiza el sector  el sector eléctrico en materia de operaciones y mantenimiento de infrastructura, siendo este uno de los principales efectos provocados por la pandemia del coronavirus en el funcionamiento de la industria energética en el país, donde también mencionó el impacto inmediato que se vive en la cadena de proveedores.

El ejecutivo participó en el webinar “Compartiendo Experiencias en el sector eléctrico: Continuidad Operacional del Sistema Eléctrico en Tiempos de Crisis”, organizado por la Asociación Chilena de Energías Renovables y Almacenamiento (Acera A.G.), donde se conectaron más de cien personas.

Según Melguizo, la actual crisis ha afectado a la empresa de transmisión en la cadena de proveedores, especialmente “en la llegada de personal especializado en la puesta de servicio de otros países”, agregando que también se mantienen los pagos a las pequeñas y medianas empresas proveedoras, “de manera que cuando terminemos esta crisis, ellos estén con nosotros todavía”.

[LEA TAMBIÉN: Falla en instalaciones de línea Cardones-Polpaico produjo caída de casi 1.800 MW en el sistema eléctrico]

Digitalización

El gerente general de Interchile además afirmó que las operaciones de la empresa en el sistema de transmisión se han visto con gastos contenidos, pues se ha generado un ahorro en el traslado de ejecutivos y trabajadores. mientras que por otro lado han aumentado los costos para la logística adicional en la operación y mantenimiento de las obras de transmisión.

Melguizo indicó que, para las tareas de mantenimiento, “hemos explorado el mecanismo de la realidad virtual o aumentada, en que hemos hecho piloto y estoy convencido que algo positivo de esta pandemia es la implementación real de muchas de estas medidas”.

Para Carlos Finat, director ejecutivo de Acera A.G., señaló que el sector eléctrico “no va a ser el mismo cuando esta pandemia termine: hay muchos aprendizajes en poco tiempo que se van a tener que procesar para ver cómo tenemos sistemas más resilientes en las funciones del sistema eléctrico”, por lo que planteó la oportunidad que plantea la digitalización, “en la cual aún estamos en pañales”.

“Esperamos que de esta experiencia, podamos efectivamente poner disposiciones en las nuevas leyes, que nos lleven a una red más digitalizada y resiliente para lidiar con este tipo de situaciones”, agregó.