(El Mercurio) Un quiebre importante en sus resultados financieros de 2019 dio a conocer ayer la petrolera estatal Enap, pues durante el año pasado dejó atrás las pérdidas del ejercicio anterior y logró utilidades por US$4,8 millones.

La importancia de dicha cifra radica en que en 2018, la compañía había presentado importantes pérdidas, que superaron los US$231 millones. A la vez, la firma obtuvo un mejor resultado antes de impuesto por US$452 millones.

Según explicaron desde la compañía, esta variación positiva se logró gracias a mejoras en productividad en torno al 10%, luego de alcanzar récords históricos tanto en la Línea de Exploración y Producción (E&P) como en la Línea de Refinación y Comercialización (R&C).

Además, comenzaron a verse resultados positivos del plan de eficiencia, racionalización y austeridad adoptado por la empresa, el que contribuyó a generar ahorros en 2019 por aproximadamente US$90 millones.

Otro de los avances del último año fue la racionalización y priorización de inversiones, las cuales se enfocaron en la continuidad operativa, medio ambiente y contribución a resultados, traduciéndose en una reducción de gastos por este concepto de unos US$350 millones.

[Siga leyendo esta noticia en El Mercurio]