Con el objetivo de detectar puntos sensibles en el sistema eléctrico de Enel Distribución, que permitan anticipar y prevenir potenciales interrupciones del servicio, un helicóptero acondicionado con tecnología de última generación, se encuentra inspeccionando un total de 2.015 kilómetros de red de alta y media tensión en 39 comunas de la Región Metropolitana.

«Este tipo tecnología tiene altos niveles de eficiencia, al recorrer los 2.015 kilómetros de redes eléctricas en forma aérea, optimizando el tiempo de inspección a 6 semanas. La forma convencional pedestre, implica un tiempo de 50 semanas, lo que reduce en forma importante los tiempos de inspección», informó la distribuidora.

Inspecciones

El helicóptero encargado de patrullar las líneas tiene incorporado a su fuselaje 3 tipos de tecnologías en cámaras de alta resolución, capaces de escanear la infraestructura en razón de 500.000 puntos por segundo.

Según indicó Enel Dsitribución, «esta actividad es parte del Plan Invierno de Enel Distribución, que contempla medidas preventivas que tienen por objeto reducir la posibilidad de interrupciones de suministro en situaciones de contingencia climática, y mitigar sus impactos».

«La incorporación de tecnología a la actividad de inspección aérea para identificar anomalías o defectos en las redes eléctricas de alta y media tensión, permite la mejora continua de su diagnóstico y mantenimiento, contribuyendo a mejorar el servicio de la compañía a nuestros clientes», explicó Ramón Castañeda, gerente general de Enel Distribución.

[LEA TAMBIÉN: SEC: empresas eléctricas recibieron casi dos millones de reclamos en 2019]

La iniciativa ya fue informada a la autoridad y cumple con estándares de seguridad y cuentan con la debida autorización de la Dirección General de Aeronáutica Civil. Los vuelos se realizarán a una altura permitida, a baja velocidad y por muy poco tiempo en cada lugar, por lo que no afectará la privacidad de los vecinos ya que solo se enfocan las redes eléctricas.

Los sobrevuelos comenzaron este 7 de febrero entre las 10:00 y las 17:00 horas de lunes a viernes y los sábados de 08:00 a 14:00 horas, a una velocidad promedio de 40 Km/h para lograr realizar un diagnóstico y posterior mantención de la red eléctrica, una acción que contribuirá a mejorar el servicio de la compañía.

Tecnología

Para las labores de inspección se utiliza tecnología termográfica, tecnología láser (lidar) y fotografías de alta definición, lo que permite detectar de manera rápida y efectiva, puntos con alta temperatura en la red, infraestructura de distribución o transmisión con algún daño visible y elementos muy próximos a las redes eléctricas, tales como ramas de árbol u otro tipo de objeto que pudiera entrar en contacto con la red produciendo cortocircuitos.

«Todo lo anterior, que al ser detectado a tiempo, permite ser atendido preventivamente, favoreciendo así la calidad de servicio», informó la empresa.