Desafíos operacionales, tanto a nivel de generación como en otros sectores de transmisión y distribución, acompañado del trabajo que tenga para ello el Coordinador Eléctrico Nacional, son las principales metas que plantea en torno al desarrollo de la electromovilidad en Chile, Danilo Zurita, director ejecutivo de GPM- A.G, que agrupa a los pequeños y medianos generadores.

A juicio del ejecutivo, para avanzar en este ámbito es necesario profundizar la confiabilidad en el sistema instrumental porque en el caso de alguna contingencia, deben existir soluciones rápidas y efectivas para la ciudadanía

“Cuando el consumo eléctrico se diversifica y aumenta en cómo se tiene pensando dado el ingreso de la electromovilidad, el consumo también tiene cambios y desafíos que nosotros como gremio tenemos que asumir”, precisa.

Regulación

¿Cómo ve el sector de las pequeñas y medianos generadores en el desarrollo de la electromovilidad?

Como gremio no tenemos otra postura que apoyar este proceso que está viviendo el transporte e incentivar que el movimiento de la ciudadanía sea de una manera más limpia y mejor si esta energía proviene de energías renovables, y que sean utilizadas como complemento a las demandas de las energías base que se presentan hoy.

¿Qué aportes puede entregar el sector en este ámbito?

Todas las modificaciones normativas reglamentarias que se tengan hacer para efectos de promocionar el consumo eficiente tanto del transporte como el del consumo energético nacional siempre vamos a estar presentes. Nuestro mensaje es que somos un gremio bastante importante, por lo que tenemos una opinión técnica regulatoria amplia en función de los desafíos que se vengan en electromovilidad como en todos los desafíos regulatorios normativos que tenga el sector, siempre en pro de un mejor desarrollo.

[VEA TAMBIÉN: Electromovilidad: los incentivos que se proponen para aumentar la competencia en este mercado]

A su juicio, ¿cuáles son las perspectivas a futuro?

Hay una estrategia que se está llevando adelante por el Ministerio de Energía, que tiene ciertas características del parque generador, para que se pueda presentar de mejor forma el nuevo comportamiento y eso significa que estructura de generación debe adaptarse para los desafíos.

¿Cuáles son los desafíos técnicos en esta materia?

Que exista confiabilidad en el sistema instrumental es de suma importancia, porque en el caso de alguna contingencia, deben existir soluciones rápidas y efectivas para la ciudadanía. En el caso de que alguna estación de carga no tenga energía durante la noche, al otro día no tienes un punto importante de locomoción para la ciudadanía. Entonces, debe haber redundancia, equipos de emergencia, y equipamiento para el financiamiento seguro del transporte.

Todos esos desafíos de cómo la confiabilidad, seguridad, planificación de la transmisión y de la infraestructura eléctrica influyen para un buen desarrollo. También, desde la parte operativa del dinamismo de la demanda en función de la electromovilidad van a variar para que el Coordinador Eléctrico pueda tomar estos desafíos e implementarlos de la mejor manera como lo viene haciendo a nivel país.

¿Qué rol debería jugar el coordinador eléctrico nacional con la electromovilidad?

El coordinador tiene el trabajo de profundizar en los proyectos en torno al tema de la electromovilidad, que es un tema bastante complejo, y que hoy es de suma importancia aumentar la infraestructura de transmisión en la ciudad misma. El desafío de levantar un proyecto es bastante importante, más para las empresas, que son promotoras de abastecimiento paras los futuros cargadores del transporte público y también cómo el coordinador va a ser capaz de gestionar.