El Presidente Sebastián Piñera inauguró la primera terminal de América Latina exclusiva para buses eléctricos y presentó 183 nuevas unidades que se sumarán a la flota que ya recorre las calles de Santiago.

La terminal de Peñalolén, que cuenta con paneles fotovoltaicos, podrá abastecer de energía a 138 buses eléctricos, con un tiempo de carga de tres horas.

Además, en la actividad se presentaron 183 nuevos buses eléctricos con estándar Red, con lo que Santiago completa una flota de 386 vehículos eléctricos de transporte público.

Con el arribo de estos vehículos, un 15% de la flota de transporte público cuenta con el estándar Red, que incorpora accesibilidad universal, mayor comodidad, innovación y poseen mayor seguridad, asientos más cómodos y anchos, piso bajo, WiFi, aire acondicionado y cargadores USB.

Los nuevos buses beneficiarán a cerca de 660.000 personas de nueve comunas (Maipú, Estación Central, Santiago, Ñuñoa, Peñalolén, Pudahuel, Cerro Navia, Quinta Normal y Lo Prado) que hacen uso de estos recorridos.