(Diario El Sur) Con el fin de comprobar o descartar la denuncia sobre una eventual presencia de tuberías revestidas de asbesto al interior de la Central Bocamina I, ayer la Seremi de Salud inspeccionó la planta y tomó dos muestras que serán analizadas por laboratorios ubicados en el extranjero.

La inspección respondió a una denuncia realizada por el diputado del Partido Ecologista, Félix González, quien preside la Comisión Investigadora de la Cámara Baja, por la posible contaminación por asbesto y metales pesados en Coronel.

[Siga leyendo esta noticia en el Diario El Sur]