(El Mercurio de Calama) Chile posee un potencial renovable estimado en alrededor de 1.850 GW, lo que representa setenta veces la actual capacidad instalada de generación eléctrica y la posibilidad real de explotar ese potencial renovable del país y transformarlo en la Arabia Saudita de la producción energética renovable, existe.

Eso sostiene el investigador Lorenzo Reyes, quien explica que el desafío de las fuentes de energías renovables no radica en la generación, sino en el almacenamiento, y una posible solución para hacer gestionables estas energías, es la producción de hidrógeno verde a partir de fuentes energéticas como la solar y la eólica.

[Sigue leyendo sobre este tema en la edición impresa del diario]