(Radio Biobío) Miembros de un grupo ambientalistas cuestionaron la aprobación del polémico proyecto Central Hidroeléctrica Hueñivales, acusando falta de pronunciamiento del Consejo Regional de La Araucanía.

Son integrantes del Movimiento Regionalista Verde, acudieron a la Contraloría junto al CORE Daniel Sandoval, para que investigue la eventual irregularidad en la votación de la iniciativa.

Fue la Comisión de Evaluación Ambiental la que dio luz verde, con el voto del intendente Jorge Atton, al proyecto Central Hidroeléctrica Hueñivales en Curacautín, generado diversas reacciones en la comunidad.

[VEA TAMBIÉN: Aprueban por unanimidad construcción de la central hidroeléctrica Hueñivales en Curacautín]

El Consejero Regional, Daniel Sandoval, aseguró que por ley la Intendencia está obligada a consultarle al CORE su posición, lo que ocurrió pero con los plazos muy acotados, impidiendo el pronunciamiento oficial.

Sandoval cuestionó la votación y solicitó a la Contraloría que se pronuncie por el proceso que a su parecer está viciado, buscando echar pie atrás a la aprobación del polémico proyecto.

En ese mismo sentido, Jorge Romero, presidente del Movimiento Regionalista Verde, calificó impresentable que el Gobierno aún no haya ingresado las observaciones al Plan de Ordenamiento Regional que permite regular las intervenciones de este tipo de proyectos en la zona.

Ambos coincidieron en la necesidad de revisar la Estrategia Regional de Desarrollo y discutir el proceso del Plan Energético Regional para que La Araucanía no se convierta en una zona de sacrificio ante el afán de ser una región exportadora de energía.