(La Tercera-Pulso) La iniciativa aprobada por una unanimidad por la Cámara de Diputados busca incrementar de 100 kW a 300 kW la capacidad instalada por cada inmueble y se enfocaría en fomentar que cada hogar genere fuentes limpias de energía.

“Este proyecto está en la línea con lo planteado en nuestra Ruta Energética 2018-2022, particularmente con el Mega Compromiso que plantea alcanzar cuatro veces la capacidad actual de generación distribuida renovable de pequeña escala a 2022. Así también, se enmarca dentro de lo establecido en el programa de Gobierno del Presidente, Sebastián Piñera, en lo referente a impulsar con fuerza la generación eléctrica a menor escala, lo que beneficia directamente a las personas”, explicó la ministra de Energía, Susana Jiménez.

El proyecto que pasará a su último trámite legislativo en el Senado busca hacer aplicable el descuento por inyección de energía a todos los ítems o cargos de las cuentas de suministro eléctrico y no solamente al cargo por energía. Además, de permitir que los excedentes de energía que no puedan ser descontados de las facturaciones, puedan ser traspasados a inmuebles o instalaciones de propiedad del mismo cliente.