(Diario Concepción) Con carácter de inédito, se lleva a cabo un plan piloto que busca que clientes industriales de energía mejoren sus condiciones de negociación frente a las generadoras, de manera de disminuir el precio que hoy están pagando.

Este plan se refiere a la incorporación de mecanismos del lado de la demanda (consumidores), lo que se traduce en mejorar el poder de negociación de los llamados clientes libres.

A esto se le conoce como agregación de demanda. “No es algo nuevo, existe en otras partes del mundo, pero en Chile no se ha hecho hasta ahora, y en gran medida porque no está resuelto con exactitud cómo implementarlo”, sostuvo a Diario Concepción, el past president de Irade, Gustavo Alcázar.

Son empresas, industriales y pesqueras, que cuentan con perfiles similares de vencimiento de sus contratos eléctricos y están actuando bajo el alero de Irade y la Asociación de Grandes Consumidores (Mgce) y la Asociación de Consumidores de Energía No Regulados (Acenor), cuyos 24 socios representan del orden del 45% del consumo nacional de electricidad.

Las empresas confirmadas son Papeles BíoBío y Blumar, a las que se suman otras del sector pesquero e industrial de la Región.

El mecanismo

La seremi de Energía, Carola Venegas, recordó que esto forma parte de la Agenda de Energía y explicó que es un mecanismo que se origina del lado de la demanda y busca mejorar el poder de negociación para clientes libres y en especial para los más pequeños. La idea es optimizar los procesos de negociación y búsqueda de contratos, reduciendo asimetrías y brechas del proceso especialmente en aspectos propios de la complejidad del sector eléctrico.

La clave está en obtener una mayor cantidad de ofertas desde el lado de la generación (contratos) y así lograr precios de suministros más atractivos desde el lado de la demanda.

Cabe recordar que actualmente, los clientes libres estánpagandoUS$90/MWh en promedio. En la última licitación, pero para clientes residenciales, el precio fue de US$47/MWh.

“Eso fue claramente una Demanda agregada: la inédita vía para reducir costo energético de la industria señal potente del mercado lo que hace presumir que este proceso pueda llegar a buen término”, planteó Alcázar.

Sobre los plazos, la seremi, Carola Venegas, estimó que a fines del próximo año las empresas podrán estar optando a tarifas más convenientes.

En estos momentos ya se ha logrado agregar demanda de varias empresas y se estaría en el proceso de preparar la invitación a las empresas generadoras a formular ofertas para esta curva de demanda agregada.

En tanto, el presidente ejecutivo de Acenor e integrante de la Mesa de Grandes Consumidores de Energía, Elías Valenzuela, dijo que “estamos seguros que este ejercicio, ya que formalmente no existe el marco legal, es bueno para todos, inclusive para los generadores y desarrolladores de proyectos que buscan contratos de suministro. Creemos que la fortaleza en generación que posee la Región del Biobío, que la hace incluso exportadora de energía al resto del país, potencia esta iniciativa de agregación de demanda de clientes libres”.

El proceso

Surge en el contexto de la Agenda de Energía que propone crear un mecanismo que mejore la capacidad negociadora de los pequeños clientes libres. La Mgce formada en la Región del Biobío al alero de Irade y Acenor y que trabaja junto a la Seremi de Energía, lo levantó dentro de las propuestas que se le plantearon en reunión al ministro de Energía, Máximo pacheco, y se solicitó que incluyera a todos los clientes libres que desearan participar.

La seremi de energía junto a la división de Seguridad y Mercado Energético del Ministerio, lanzaron en diciembre de 2015 un piloto único en el país denominado “Incorporación de mecanismos del lado de la demanda: Agregación de demanda como mecanismo de mejora del poder de negociación para clientes libres” en el marco del trabajo con la Mgce.

La seremi de Energía, Carola Venegas, recordó que tras la última licitación, los clientes residenciales habían asegurado mejores precios a partir d 2021, sin embargo, no existía seguridad de que esto se traspasara al sector industrial.

“Por eso, desde el año pasado, hemos hecho un proceso de acompañamiento a los industriales de la región, de manera de poder tener estos menores precios. Tuvimos una buena respuesta de las empresas, las que se han ido sumando”, aseguró Carola Venegas.

Ese trabajo, aseguró, ya ha sido positivo, porque implicó una revisión detallada de los consumos energéticos, que ha servido para que éstas entiendan mejor sus patrones, demandas que resultan atractivas para impulsar una licitación privada, explicó la autoridad energética.