Con la presencia de la Presidente Michelle Bachelet y los ministros de Minería, Aurora Williams, de Energía Máximo Pacheco y de Bienes Nacionales, Víctor Osorio, además del Intendente Valentín Volta y otras autoridades regionales, fue inaugurada la segunda fase del Terminal de Regasificación GNL, la cual implicó una inversión total de cerca de US$750 millones.

“Me parece que este proyecto es una demostración del tipo de desarrollo que queremos y necesitamos en Chile. Hablo de iniciativas que hacen una gran contribución al funcionamiento de nuestra economía, pero sin implicar un costo para el medioambiente o para las comunidades locales”, expresó Bachelet durante la ceremonia

El nuevo estanque de almacenamiento de GNL en tierra, tiene una capacidad bruta de 187 mil metros cúbicos, y está en condiciones de entregar gas natural a las centrales de Mejillones, de Tocopilla y Atacama, inyectando energía al Sistema Interconectado del Norte Grande y al Sistema Interconectado Central. En el mediano plazo, el combustible también podrá ser utilizado en actividades industriales.

Respecto a su capacidad nominal de regasificación es de hasta 5,5 millones de metros cúbicos diarios (MMmcd) de GN, lo que permite generar hasta 1.100 megawatts (MW) en forma continua. Por su parte, el ministro de Energía, Máximo Pacheco recalcó el rol que debe tener GNL: “El país necesita dramáticamente más inversión en el sector, y ésta es una demostración de compromiso. Hay que invertir para que Chile salga del rezago que tiene en materia de infraestructura. Con este Terminal, estamos instalando una mirada estratégica en materia energética, y junto con las energías renovables no convencionales, buscamos que el GNL tenga una mayor participación. Necesitamos gasificar nuestra matriz energética para sustituir combustibles que son mas caros y sucios en la matriz energética nacional”.