Diario el Día La Región de Coquimbo es uno de los lugares que poseen los cielos más limpios y donde se produce la menor cantidad de accidentes de tránsito, situación que podría variar debido a la instalación de pantallas led en una de las avenidas más transitadas de la ciudad de La Serena, como Huanhuali, según expertos en prevención de riesgo y contaminación lumínica.

Para Pedro Sanhueza, director de la Oficina de Protección de la Calidad de Los Cielos (OPCC), estas pantallas se pueden transformar en un verdadero peligro para los automovilistas. “Se supone que en las noches es cuando menos deben existir obstáculos y con estas pantallas los conductores están siendo encandilados por el brillo que generan”, explicó.

Las intensas tonalidades azules y blancas de estas pantallas generarían un efecto distractor en los conductores, quienes no alcanzarían a visualizar si alguien se apronta a cruzar. Ante ello, Julio Pino, prevencionista de riesgos del INACAP, señala que estas instalaciones deberían estar mejor supervisadas por las municipalidades, pues son “técnicas que están en contra de la seguridad de las personas”.

OBSERVATORIOS. Pero las distracciones no serían el único efecto negativo que ocasionarían estos adelantos tecnológicos, ya que su luminosidad azulosa y blanca incidiría en el estudio del cosmos. “Estos artefactos son perjudiciales tanto para el conductor como para los observatorios, porque la luz se proyecta con mayor intensidad hacia la cordillera, donde están los observatorios, incidiendo de esta manera en el estudio de los cielos”, explicó Sanhueza.

El especialista, además, detalló que en estos momentos los estudios arrojan que uno de los sectores que posee mayor contaminación lumínica sería específicamente la zona donde están instaladas las publicidades led.

Para Sanhueza la solución no pasa por eliminar la tecnología, sino de fijar criterios y requisitos de calidad, ya que actualmente existe un vacío en la norma lumínica, situación que deriva en una mayor flexibilización de los permisos de instalación por parte de las municipalidades.

“Nosotros sólo podemos trabajar en base a denuncias, ya que no existe ningún reglamento que nos prohíba su instalación”, señalaron fuentes internas de la municipalidad de La Serena. Hasta el cierre de esta edición fue imposible tener una versión de la empresa que instala estos avisos publicitarios.

NORMATIVA MUNICIPAL

La ordenanza municipal señala que “al momento de conocer las solicitudes para permisos de propaganda y publicidad, calificará las condiciones de seguridad y estética procurando mantener la armonía del sector. Se pronunciará además sobre los aspectos decorativos y estéticos del edificio, pudiendo rechazar o exigir la modificación de aquella que no reúna los requisitos señalados”, pero jamás hace referencia a la intensidad de las luminarias a utilizar.

Fuente / Diario el Día