La reciente nacionalización de los hidrocarburos en Bolivia, que provocó fuertes reacciones en países y empresas relacionadas con estos recursos, no tendrá efectos en la economía chilena, afirmó el ministro de Hacienda, Andrés Velasco.

“Chile yo creo que tiene una economía muy sólida, así lo dicen todos los rankings internacionales, todas las apreciaciones de los expertos internacionales”, explicó el secretario de Estado.

Esto, porque “tenemos una muy buena situación externa, tenemos un comercio que viene creciendo rápidamente”, incluso de las exportaciones “no cobre”, precisó, por lo que agregó que “estamos muy bien plantados en el mundo para que la economía siga creciendo y siga creando empleo”.

Respecto a la posibilidad de rebajar el impuesto específico a los combustibles, fue enfático al señalar que “no hay ningún plan para bajar ni este impuesto ni ningún otro”.

Ello, explicó, debido a que “la presidenta Bachelet le presentó al país un plan de gasto social que tiene un costo que son aproximadamente US.000 millones en cuatro años, por lo que hay que financiarlo de modo responsable”.

Sin embargo, aseguró que el gobierno renovará el Fondo de Estabilización del Petróleo. “Hoy hay un fondo en operación, ese fondo en el último mes y medio ha venido dando un crédito a las gasolinas de los diferentes octanos y también al diesel. Pero se acaba el fondo el 30 de junio como lo establece la ley y antes de esa fecha el Ejecutivo va a mandar al Congreso un proyecto de ley para renovar ese fondo y también para hacerle algunos pequeños ajustes y que funcione mejor en el futuro”, detalló.
Fuente: Diario Financiero.