La licitación del proyecto de Gas Natural Licuado (GNL) que encabeza la Empresa Nacional del Petróleo (Enap) vive momentos de definición.

Finalmente sólo en febrero se conocerá la resolución de las empresas ganadoras de la construcción de la planta de regasificación en Quintero y la de abastecimiento de ésta, y no hoy como se esperaba inicialmente, ya que las compañías podrán presentar sus ofertas vinculantes precisamente hasta hoy martes.

En efecto, el «pool de consumidores» -integrado por Enap, Endesa, Colbún, AES Gener y Metrogas- está dividido respecto a cuándo definitivamente estará operativo el proyecto -si en 2008, como se previó originalmente o después- y a qué precio finalmente llegará el gas, si a US el millón de BTU o a un precio mayor. Y además existen diferencias entre las empresas sobre la conveniencia de adjudicar a un mismo operador la construcción y el abastecimiento del proyecto, que en total implicará una inversión aproximada de US00 millones.

Sin embargo, la posibilidad de que el gas llegue definitivamente al país sólo se concretaría a fines de 2009, lo que deja abierto un complejo escenario para los próximos tres años.

En tanto, en la región avanza otro megaproyecto energético: el gasoducto del Atlántico. Los gobiernos de Argentina, Brasil y Venezuela tendrán listo en marzo un anteproyecto de traza del gigantesco gasoducto que unirá los tres países y que busca interconectar a toda Sudamérica, y que está valorizado en unos US$ 12.000 millones.

«Si bien el caño troncal tiene 8.000 kilómetros, con las derivaciones y los distintos ramales está en el orden de los 11.000 ó 12.000 kilómetros. Para marzo va a haber un anteproyecto de traza», dijo el ministro de Planificación de Argentina, Julio De Vido, quien se reunió con técnicos de Venezuela y Brasil.
Fuente: Emol.