La Compañía General de Electricidad -CGE- que tiene el control mayoritario de la distribuidora local Energía San Juan informó que pretende una recomposición del Contrato de Concesión original y que hasta que no lo logre no retirará la demanda contra el país ante el CIADI por las tarifas.

«Se mantendrá vigente hasta el momento en que se resuelvan plenamente las renegociaciones pendientes», dice el comunicado que la distribuidora de electricidad chilena envió ayer en exclusiva para Diario de Cuyo.

Allí también señala que discrepa con las acciones regulatorias que adopto el Ente Provincial Regulador de la Electricidad (EPRE) hasta ahora y pese al conflicto reinante, aseguró que no piensan irse de Argentina.

Ayer iba a tener lugar aquí la primera de tres audiencias públicas convocada por el EPRE para discutir un aumento en las tarifas eléctricas que iba a comenzar a regir desde enero y hasta el 2010. Pero una sorpresiva intervención del Procurador General del Tesoro de la Nación hizo que el Epre decidiera suspenderlas. El Procurador General objetó que se lleve adelante un proceso de revisión tarifaria cuando el grupo controlador de la distribuidora local mantiene aún una denuncia ante el CIADI justamente por las tarifas. La política nacional para renegociar contratos con las empresas de servicios es que antes retiren demandas ante el tribunal arbitral del Banco Mundial.

El comunicado enviado por CGE indica por otro lado que «el proceso de revisión de tarifas de Energía San Juan se ha desarrollado en el marco de acciones regulatorias adoptadas por el EPRE, con las cuales CGE ha discrepado» y señaló que esto «ha afectado seriamente el equilibrio económico financiero» de la distribuidora.

En ese sentido agregó que ha pedido al Poder Ejecutivo «la necesaria» recomposición del contrato de concesión y cita que esta petición la hace bajo el amparo de la Ley Provincial Nº 6.668, los principios tarifarios establecidos en la Ley N° 24.065 a los que la provincia adhirió y el contrato de concesión de Energía San Juan.

No quiere irse

«CGE no tiene pensado dejar Argentina, incluida la provincia de San Juan. Por el contrario, tiene el pleno convencimiento que la solución final a la controversia planteada se encuentra en la apertura de un diálogo abierto y franco, que busque como objetivo primordial una solución real de largo plazo, y que, además, tenga presente la necesaria sustentabilidad que debe tener el servicio de distribución de energía eléctrica», señala textual la información enviada por la distribuidora eléctrica chilena que dirigen las familias Del Real, Marín, Pérez Cruz y el grupo Almería.

La compañía señaló que ese ánimo de negociar ya se está materializando en las otras provincias donde opera, donde según indicó, ya se han firmado actas de acuerdo que incluyen «necesariamente la revisión integral de los contratos de concesión».

«Tal es lo que ha sucedido con la concesionaria EDET de Tucumán y está en vías de cumplirse con EJESA de Jujuy», reza el comunicado.

Agregó que en ambas provincias las concesionarias y sus accionistas se comprometieron a no llevar adelante acciones legales relacionadas con el Contrato de Concesión, en contra de las jurisdicciones, al menos durante el plazo del acuerdo. Y sugiere que «este camino es el que CGE cree más conducente para la solución de la controversia en San Juan».

En esas empresas CGE tiene importante participación, aunque no llegan a controlar el 100% del paquete accionario como lo es en Energía San Juan.

El proceso arbitral que la CGE mantiene ante el CIADI se encuentra en etapa de constitución del Tribunal Arbitral «y se mantendrá vigente hasta el momento en que se resuelvan plenamente las renegociaciones pendientes».

En enero último CGE solicitó al CIADI un arbitraje por considerar que las leyes promulgadas y las medidas adoptadas por Argentina y los gobiernos provinciales de San Juan, Tucumán y Jujuy -al establecer la pesificación de las tarifas que hasta el 2001 eran en dólares y se ajustaban por el costo de vida de EEUU- afectaron sus inversiones en el país en el área de la distribución y comercialización de electricidad.

Fuente: Diario de Cuyo.