Los data center hacen realidad el concepto de ciudades inteligentes

Estas instalaciones cuentan con características como la escalabilidad, la eficiencia y seguridad, aspectos clave para enfrentar los retos que supone la implementación de tecnologías de smart grid.

El manejo de la demanda eléctrica en una red de comunicaciones segura es el principal reto que tienen los data center en lo que respecta a las gestión de redes inteligentes, especialmente para las que se relacionan con el segmento de la distribución eléctrica, según indican los especialistas a ELECTRICIDAD.

Y es que los centros de datos son el activo esencial en el concepto de ciudades inteligentes, ya que −con el paso del tiempo− van a requerir mucha más energía a medida que los sistemas digitales estén más conectados e influyan en todos los aspectos de la vida de los ciudadanos.

Características

Los data center son claves para el funcionamiento de las empresas distribuidoras, explica Rosa Serrano, directora de Estudios y Regulación de Empresas Eléctricas A.G.: “Por eso deben cumplir con todas las normas técnicas de seguridad, especialmente en su sistema eléctrico y de respaldo”.

Según la ejecutiva, la tecnología utilizada en los data center “opera en modalidad continua durante todo el año, pues cuenta con las herramientas necesarias que aseguren la disponibilidad de los servicios”.

Por su lado, Carlos Gil, Energy Management Digital Grid de Siemens Chile, señala que los data center hacen realidad el concepto de ciudades inteligentes ya que sus principales características son:

  1. La escalabilidad: pues poseen la flexibilidad para crecer al ritmo de los requerimientos con el rendimiento esperado.
  2. La eficiencia energética: que apunta a las necesidades de enfriamiento de equipos.
  3. La seguridad: para prevenir accesos no autorizados con supervisión 24/7.

Relevancia

Carlos Gil sostiene que el sector eléctrico desde hace décadas ha necesitado los beneficios de los data center. “En principio para soportar sus necesidades de TI (tecnologías de la información) y para permitir la implementación de sistemas de control digital de la infraestructura eléctrica”.

A su juicio, el sector eléctrico requiere de mayores capacidades de procesamiento y almacenamiento de datos para los retos que suponen la implementación de tecnologías de redes inteligentes (o smart grid). “El término big data toma relevancia cuando se habla de ciudades inteligentes, ya que todos los datos que se originan −desde sensores remotos, medidores inteligentes, iluminación, calefacción, enfriamiento, considerando ámbitos industriales, comerciales y residenciales− deben almacenarse y procesarse rápido para permitir el análisis y toma de decisiones oportunas”.

El futuro

La especialista de Empresas Eléctricas A.G. también destaca la relevancia que tiene la implementación de sistemas de medición inteligente. “Para ello, el Gobierno ha establecido como meta llevar a cabo el recambio completo del parque de medidores en siete años. Sin embargo, estos no son los únicos elementos que deben considerarse, ya que, en lo que respecta al segmento de distribución, es imprescindible fomentar el desarrollo de una infraestructura robusta y flexible de las redes eléctricas”.

Al mismo tiempo, Pedro Vidal, gerente de Sé Santiago Ciudad Inteligente de Corfo, señala que las Energías Renovables No Convencionales (ERNC) son parte del futuro desarrollo de las redes inteligentes. “Cuando se habla de hacer un uso eficiente de la energía, esto no solo debe abordar la distribución, sino también la generación de la energía”, afirma.

“Estamos observando que la autogeneración o cogeneración que pueden hacer las personas desde su casa con paneles solares y generadores eólicos, u otros sistemas que aparezcan en el futuro, plantean desafíos tecnológicos en medición inteligente como también lo plantearán las redes de cargadores públicos y privados que requiere la electromovilidad en nuestras ciudades”, concluye Vidal.

Recuadro 1
Ciberseguridad

Rosa Serrano, directora de Estudios y Regulación de la Asociación de Empresas Eléctricas, explica que uno de los retos de los data center apuntan “al desarrollo de redes inteligentes, que sean capaces de manejar las crecientes demandas de una red con una comunicación segura. Para este desafío se debe asegurar el cumplimiento de ciberseguridad y considerar los últimos avances de comunicación y tecnología, como sucede en el resto del mundo”.

Carlos Gil, Energy Management Digital Grid de Siemens Chile, por su parte, sostiene que este tema es “el punto fuerte y débil de los data center. Por esta razón se debe mantener una constante vigilancia sobre las amenazas existentes y adecuar los sistemas de seguridad para no permitir que la principal fortaleza se transforme en su principal debilidad”.