*Por Daniela Maldonado, editora de ELECTRICIDAD.

Lleno de energía se ve al subsecretario Ricardo Irarrázabal, quien no solo destina su tiempo al Ministerio del ramo, sino que también es profesor de pregrado y postgrado en la Facultad de Derecho de la Universidad Católica, además de realizar diversas labores sociales junto a su señora y sus nueve hijos, como lo es la atención a migrantes y personas en situación de calle en el barrio Yungay.

¿Cómo se ha concretado el sello social en un Ministerio técnico como es el de Energía?

En la Ruta Energética uno de los temas que logramos percibir con fuerza fueron los temas sociales, lo que se vincula no solamente con temas ambientales sino que también con electrificación y mejoras del suministro en aquellas zonas donde el mismo no es permanente.

¿Tienen ya una cuantificación de lo avanzado en electrificación?

Estamos justamente generando un mapa de la vulnerabilidad energética del cual vamos a dar cuenta durante el primer semestre de este año. El objetivo es identificar a todas las personas que no tienen energía eléctrica y ver caso a caso cuáles son las soluciones más costo eficientes para poder darles acceso. Creemos que son alrededor de 15.000 familias que no tienen acceso y hay otro porcentaje en que el acceso es parcial, por lo que el número podría subir a 30.000. Contamos con presupuesto del Ministerio para este tema, pero también queremos que se generen alianzas público-privadas para que las empresas puedan apoyar en esta labor.

[VEA TAMBIÉN: Lanzan mesa de trabajo para la adaptación al cambio climático]

Durante 2018 hubo un aumento de la demanda eléctrica de 2,8% respecto al año anterior. En este contexto, ¿cuál es la prioridad del ministerio en el corto plazo, suponiendo que estas cifras se mantengan?

La generación eléctrica bruta anual aumentó en 1.918 GW, lo que está vinculado al mayor dinamismo de la economía. Teniendo este marco, tenemos como prioridad la concreción de la línea de transmisión Cardones-Polpaico, la que dará mayor robustez al sistema, además de poder transportar las energías renovables generadas en el norte hacia la zona central, todo en el marco del proceso de descarbonización de la matriz.

¿Tienen alguna fecha para decidir si se cobrarán o no las boletas de garantías por los atrasos que tiene Cardones-Polpaico?

La empresa a cargo, InterChile, ha hecho notificaciones de los atraso al Coordinador Eléctrico Nacional y lo que estamos haciendo como Ministerio es hacer un seguimiento de todos los problemas del proyecto y, desde el punto de vista administrativo, ver todas aquellas complejidades y sus soluciones técnicas. El tema de las boletas y las multas tiene un carril jurídico separado que tiene que ver con la aplicación o no de la fuerza mayor respecto a las situaciones que han significado un atraso en la línea de transmisión.

¿Cuál es la evaluación que se hace del Programa +Energía y cuáles son sus proyecciones?

La aproximación del programa apunta a un acompañamiento de los proyectos energéticos en tres tiempos: antes, durante y después de la RCA (Resolución de Calificación Ambiental) favorable. Antes de que los proyectos ingresen al Servicio de Evaluación de Impacto Ambiental (SEIA) se promueve el relacionamiento comunitario para promover la firma de acuerdos, de manera de posibilitar que cuestiones más bien políticas −que tiene que ver con localización de proyectos, diseño o tecnología− puedan ser zanjadas antes que ingresen al SEIA. Una vez que el proyecto es admitido a evaluación ambiental, el rol del Estado es el de evaluador y ahí evidentemente como Ministerio lo que promovemos es la discusión técnica de las problemáticas relevadas por los distintos servicios a través de comités técnicos.

Hemos tenido muy buena recepción por parte de las empresas, por eso también es importante el tercer momento que se aplica una vez que se otorga el permiso ambiental y que trata no solo del acompañamiento para obtener permisos pendientes, sino que también en el relacionamiento comunitario, ya que al final en las lógicas de valor compartido radica muchas veces la viabilidad de los proyectos en el tiempo.

¿En el tema de interconexión regional, cree que el cambio del secretario de Energía de Argentina podría traer algún inconveniente para las relaciones comerciales entre ambos países?

Nosotros efectivamente con el ex secretario Javier Iguacel tuvimos una muy buena relación y esperamos que con el nuevo secretario, Gustavo Lopetegui, dicha relación se mantendrá. En este sentido, no creemos que este cambio signifique una alteración de lo que ya se ha avanzado en integración energética con Argentina, ya que los equipos permanecen y además se firmó un acuerdo que establece una mesa de conversación permanente en materia energética entre ambos países. Así, la integración energética con Argentina está siendo una realidad, pero ahora basada en una matriz más diversificada y, habiendo aprendido las lecciones que supuso el corte del suministro del gas en tiempos pasados.

Hitos 2018