Colbún ingresó al Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental (Seia) en diciembre pasado el proyecto fotovoltaico Jardín Solar, que contempla una capacidad instalada de 610 MW, el cual pretende ser realizado en dos etapas, lo que supone una inversión total de US$430 millones.

De acuerdo con lo informado por la empresa generadora, la iniciativa se emplazaría en la comuna de Pozo Almonte, en la Región de Tarapacá.

La etapa I del proyecto supone la instalación de una potencia de 247 MW, mientras que la etapa II, cuya construcción se estima comenzará 36 meses después de iniciada la operación de la etapa anterior, contempla una potencia de 363 MW. Ambas fases de la iniciativa tendrían un total de 1,5 millones de paneles fotovoltaicos.

[VEA TAMBIÉN: Ingresan al Seia dos nuevos proyectos de energía solar por US$982 millones]

La planta fotovoltaica, que considera un total de 880 hectáreas para la construcción, se encuentra orientada a producir Energía Renovable de Fuente Variable (ERV), la cual será aportada al Sistema Eléctrico Nacional (SEN) a través de una línea de transmisión eléctrica que se conectará con la Subestación Nueva Pozo Almonte, de propiedad de Red Eléctrica del Norte S.A.

La etapa I considera una línea de transmisión entre la subestación elevadora y S/E Nueva Pozo Almonte. En tanto la etapa II, considera un segundo tramo de la línea de trasmisión entre la subestación elevadora de esta etapa y la subestación elevadora de la etapa I, y la habilitación de un segundo circuito en las estructuras de la línea de transmisión de la etapa I.