(El Mercurio de Valparaíso) Hasta las instalaciones del Terminal Marítimo de Enap, en Quintero, llegó ayer el superintendente del Medio Ambiente, Cristóbal de la Maza, quien asumió el cargo en octubre de este año, para realizar una visita inspectiva a la empresa estatal en el marco del proceso sancionatorio que la entidad fiscalizadora tiene en curso por las emanaciones contaminantes del año pasado en la bahía de Quintero, donde más de mil personas presentaron síntomas de intoxicación.

Como parte de la visita inspectiva, que se anexa como diligencia a la investigación -según precisaron desde la Superintendencia del Medio Ambiente (SMA)- el superintendente y un grupo de profesionales «recorrieron las instalaciones como los estanques de crudo y el sistema de separación de aguas oleosas», datos que se anexarán a la indagación que está en curso.

[VEA TAMBIÉN: Querellantes solicitan prisión preventiva para los ejecutivos de Enap]

Terminal marítimo

De acuerdo a lo informado desde la SMA, la inspección se enfocó principalmente a las instalaciones del Terminal Marítimo que cuenta con Resoluciones de Calificación Ambiental (RCA) y se enmarcan dentro de la fiscalización del Plan de Descontaminación de Quintero-Puchuncaví y Concón.

Sobre el trabajo realizado en el lugar, el superintendente, Cristóbal de la Maza, aseveró que «en esta visita inspectiva al Terminal Marítimo Enap Quintero, pude ver en terreno las instalaciones de la empresa para conocer con mayor detalle la operación de esta planta, lo cual es crucial para los procedimientos que tenemos en curso en la Superintendencia».