La necesidad de «estudiar, detallar y monitorear constantemente» el mecanismo de estabilización de tarifas eléctricas, que congeló las alzas de las cuentas de la luz, planteó el último reporte mensual de la consultora Systep, donde se analizó esta medida, con las reglas necesarias que tiene para su implementación.

«Será importante estudiar, detallar y monitorear constantemente mecanismo transitorio, para así dar
respuesta a la ciudadanía en el corto plazo. El que este mecanismo haya sido una de las primeras medidas adoptadas por el ejecutivo ante la actual crisis, deja de manifiesto lo sensible que es el precio de la electricidad para la sociedad», se indica en el documento.

Y es que, de acuerdo con el análisis de Systep, las alzas tarifarias, el episodio de los medidores inteligentes, la falta de mayor participación de clientes en el proceso de expansión de trasmisión, las políticas de traspaso de costos de transmisión y servicios complementarios de forma directa a usuarios, entre otros, evidencian la precariedad de los clientes residenciales y pequeños industriales tanto para hacer frente a las variaciones en las tarifas, como también para incidir en el marco regulatorio de un sector altamente técnico».

Reglas

La consultora dirigida por Hugh Rudnick también señaló los principales puntos que tendría las reglas para implementar el mecanismo, el cual será publicado próximamente por la Comisión Nacional de Energía (CNE), mediante un resolución exenta, el que -según el reporte- debería  tomar en consideración los siguientes aspectos:

  • • Al igual que el precio de la energía, el precio de la potencia que las distribuidoras pueden traspasar a sus clientes regulados se establece en cada fijación semestral. El mecanismo contemplado en la ley también busca estabilizar el precio de la potencia, pero quedan dudas en cómo se hará esto y su efecto en el Precio de Nudo de Energía Promedio.
    • Un cambio en la facturación real de las empresas generadoras podría afectar el cálculo del Precio Medio de Mercado, índice que incide en el cálculo del Precio de Nudo de Corto Plazo (PNCP). Aún existen contratos antiguos que se pagan a PNCP, mientras el precio que se le paga a los pequeños medios de generación distribuidos tiene directa relación con el PNCP. La metodología propuesta por la CNE debiese tomar en cuenta las consecuencias de la aplicación del mecanismo en los demás agentes del mercado, en particular con los PMGD, considerando que la ley específica que estos últimos no se verán afectados.
    • La ley específica que los abonos se realicen en proporción a los saldos no recaudados. Es de suma importancia el mecanismo en que asignarán los saldos no recaudados y abonos entre generadores. Una prorrata en función de los retiros valorizados de energía, tendría mayor sentido financiero que una prorrata en función de los retiros físicos de energía.

[VEA TAMBIÉN: Estabilización de tarifas: la experiencia internacional]

Según el análisis el mecanismo de estabilización resultaría ser robusto para un rango amplio del tipo de cambio, pero se advierte que «un tipo de cambio por sobre el tolerado en el diseño del mecanismo podría llevar a alzas en las tarifas de energía y potencia, no cumpliendo con el objetivo inicial de la ley que es la estabilización de las tarifas».

Se indica que los detalles de la metodología esta Ley «no aumenten el riesgo financiero a los generadores afectos a este mecanismo. Este riesgo no solo afectaría a las sociedades dueñas de estos proyectos, sino que podría afectar a los usuarios debido al eventual incumplimiento de los contratos para suministro de clientes regulados».

«El riesgo cambiario es transversal al mercado eléctrico por ser importadores de combustibles y tecnología, pero las empresas en general tienen mecanismos de cobertura que les permiten acotar o limitar esa exposición, no obstante, el cliente final no tiene esas herramientas», se precisa.

Y se añade: «Este es un primer intento transitorio y forzado dada la coyuntura social y considerando la tendencia alcista del dólar. Sin embargo, se debiese explorar un mecanismo que funcione de manera permanente, pero a la vez sin distorsionar las señales de precio de largo plazo».