(El Mercurio de Valparaíso) La solicitud que hicieron algunos parlamentarios y el alcalde de Quintero, Mauricio Carrasco, en torno a que Enap suspenda de sus cargos a los seis ejecutivos que serán formalizados el 14 de noviembre, por su eventual responsabilidad en los episodios de contaminación ambiental ocurridos el 4 de agosto en Talcahuano y luego el 21 de agosto del año pasado en Quintero y Puchuncaví, tiene preocupados a los trabajadores de la empresa.

Así lo manifestó el presidente del sindicato de trabajadores de Refinería Aconcagua, Marcos Varas, quien ayer sostuvo una reunión con los funcionarios. «Yo creo que la administración tiene que salir a aclarar para que todos los trabajadores estén tranquilos y claros, cuál es la posición que va a mantener. Dejar claro cuál va a ver la posición, si los ejecutivos van a continuar en sus puestos o no, que no queden dudas de qué va a pasar».

Varas dijo, incluso, que «nosotros vamos a pedir que ese tema quede claro de la administración. Ellos son los que toman las decisiones, son los responsables del tema operativo de la empresa, entonces, debieran los trabajadores tener la claridad ante la solicitud del alcalde y de algunos diputados, qué se hará. Si se mantienen ellos en sus cargos».

Decisión

Pese a que los seis ejecutivos que serán formalizados, precisó Varas, «no están sindicalizados», los trabajadores «sí estamos preocupados de que en la medida que esto avance ellos tomen la mejor decisión por la seguridad de los trabajadores, en este caso, de Refinería Aconcagua. La decisión la toma la administración, vamos a ser respetuosos».

Sin embargo, aclaró que «seguimos convencidos de que no somos responsables del gran daño medioambiental que hubo y en ese aspecto creemos y respaldamos a la institución en la defensa de los ejecutivos. No tuvimos trabajadores afectados y siguieron los eventos contaminantes. Sí hemos respaldado las mejoras ambientales de la empresa, seguimos creyendo en lo que ha planteado Enap y nuestros trabajadores, que no somos los responsables de la contaminación que después siguió del crudo iraní».

Desconfianza

El presidente de Federación Nacional de Sindicatos del Petróleo y Afines de Chile (FENATRAPECH), Nolberto Díaz, afirmó que existe desconfianza. Dijo que «desconfiamos de esto gerentes (Edmundo Piraino Suez, gerente de Enap Refinerías Aconcagua y Álvaro Hillerns Velasco, gerente de Enap Refinerías Biobío), pero es la gerencia o el Directorio los q deciden su continuidad. Lo normal, lo razonable, sería que mientras se investigue sean suspendidos de sus cargos, temporalmente, y despedidos si se comprueba alguna responsabilidad en este caso u otro».

Afirmó que «cuando se trata de trabajadores todo el rigor, los suspenden, los sacan de sus cargos, pero cuando se trata de ellos todas las facilidades del mundo. La empresa pública debe ser ejemplo de transparencia y rigor profesional, nadie se muere o se puede ofender porque lo separen del cargo temporalmente».