En el marco del proyecto de descarbonización, Engie Chile dio a conocer su Plan de Inversión Renovable por un total de 1.000 MW de capacidad instalada que consta de tres proyectos que se construirán en la Región de Antofagasta. Se trata del parque eólico Calama y la planta solar Capricornio, que ya comenzaron sus trabajos y la planta solar Tamaya, los cuales totalizan 370 MW de potencia instalada, generando aproximadamente 1.000 empleos directos.

«Las empresas industriales del mundo entero se están adaptando al cambio climático y al calentamiento global. La presión que tenemos en nuestra espalda como sector de generación para apoyar a combatir este proceso, lo venimos asumiendo y analizando hace bastante tiempo. La experiencia en 70 países nos permite reproducir en Chile muchos de las soluciones que vimos funcionar en otras partes. Tengan confianza en la capacidad de Engie Energía Chile de tomar este tren de la descarbonización que el país necesita», sostuvo Axel Levêque, gerente general de Engie Chile.

A su vez, el ministro de Energía, Juan Carlos Jobet, destacó que la iniciativa va a contar con el apoyo del gobierno siempre que se respeten los procesos y la transparencia. «Chile se comprometió a cerrar todas las centrales de carbón, lo que implica el desafío de remplazar esa energía por una que asegure el suministro. Esa transición energética de Engie del carbón a las energías limpias es la que está viviendo en nuestro país, y que queremos impulsar con mucha fuerza».

[VEA TAMBIÉN: Ministro de Energía: «Estamos fijando una baja en la rentabilidad de las distribuidoras»

Descarbonización

Levêque señaló que los sitios donde se ubican las unidades de carbón que se retiraron del sistema eléctrico no cerrarán. «Este sitio ofrece potencial para el futuro para otro crecimiento de la compañía, como por ejemplo, una actividad portuaria o una producción de agua para el futuro consumo de la minería».

El anuncio del cierre de cuatro unidades a carbón en la ciudad de Tocopilla (donde dos ya se han concretado) y el reemplazo por nuevas plantas generadoras de energía renovables, que en conjunto representarán 1.000 MW y una inversión total cerca de US$ 1.000 millones, son algunos de los pasos a seguir por la empresa.

Frank Demaille, el gerente general de Engie Latinoamérica, sostuvo que «Engie va a construir antes de fines de 2021 casi 10.000 MW de proyectos renovables. Es decir, los 1.000 MW que hoy se anunciaron en Chile, representarán el 10% del total del grupo».

Los proyectos

El parque Eólico Calama, contará con una capacidad instalada de 150 MW, energía que se distribuirá a través de 36 turbinas de 4,5 MW. Este será uno de los parques eólicos más grandes del mercado con la capacidad de  generar 450 GWh al año. El inicio de la operación de este proyecto se espera para mediados de 2021.

A su vez, el parque solar Capricornio (100 MW), ya inició sus construcciones en la comuna de Antofagasta y se estima que sus operaciones comiencen en el primer periodo de 2021.

Por otro lado, el parque solar Tamaya de 120 MW, ubicado en  Tocopilla comenzará su construcción el primer trimestre de 2020. Según destaca el comunicado, el área ocupada entre ambos proyectos solares considerará la instalación de 551.000 paneles solares.