Las tarifas horarias en tiempo real, el mercado de capacidad y el mercado de servicios complementarios son las alternativas regulatorias mencionadas por Hugh Rudnick, director de Systep y académico de la Universidad Católica, para avanzar en materia de flexibilidad en la operación del sistema y del mercado eléctrico nacional.

El especialista planteó este estudio en el seminario anual realizado este mes por la Asociación de Consumidores de Energía No Regulados (Acenor A.G.), donde que estas son opciones para enfrentar la variabilidad proveniente de la generación eólica y solar fotovoltaica, que aumentará su participación en la operación del sistema, desde el 17% registrado en 2018 a 32%, previsto para 2030.

Tarifas horarias

Según el especialista la alternativa de las tarifas horarias en tiempo real son capaces de enviar señales económicas a los clientes finales sobre el balance oferta-demanda del sistema, «de manera de lograr adecuar la demanda a dicho balance».

A su juicio, la implementación de tarifas horarias a nivel de cliente regulado «exige la instalación de medidores inteligentes», mencionando la experiencia de España en la implementación de flexibilidad a través de tarifas horarias, «en un formato Day-ahead market».

«Las tarifas horarias en tiempo real presentan desafíos en su implementación debido a los requerimientos tecnológicos de comunicación que exige», sostuvo Rudnick, añadiendo que en el mediano plazo se prevé que la implementación de tarifas en tiempo real «se realizará integrando el IOT (Internet of Things) de los electrodomésticos y medidores inteligentes».

[VEA TAMBIÉN: Clientes libres pueden entregar flexibilidad al sistema eléctrico a través de capacidad y Servicios Complementarios]

Mercado de capacidad

Respecto a esta opción, el director de Systep afirmó que el marco regulatorio en Chile «solo permite que las unidades de generación participen en la oferta de suficiencia».

Según su análisis, los clientes libres «solamente puede participar en el mercado, reduciendo su consumo para el período de control», precisando que la tendencia mundial apunta a permitir a la demanda «participar en el mercado del lado de la oferta, a través de ofertas de reducción de la demanda en los momentos de escasez».

En este línea, Rudnick indicó que los agregadores de demanda «ofrecen negawatts a los operadores independientes para los períodos de escasez, tal como el que se vivió en Texas (Ercot) en el mes de agosto 2019, en donde la ola de calor incrementó la demanda y la generación eólica registró niveles mínimos».

«Los operadores independientes solicitan la reducción de la demanda a los agregadores, cuando el sistema se encuentre operando con bajos niveles de reserva. Esta situación no es frecuente en los sistemas eléctricos, dado que el mercado se diseña para crear los incentivos para que los momentos de escasez se registren típicamente en un evento cada cuatro años», agregó.

Servicios Complementarios

Rudnick señaló que el marco regulatorio del mercado de servicios complementarios (SSCC) en Chile se encuentra en transición hacia un esquema que materializará los servicios por instrucción directa, subastas o licitaciones.

«Los Clientes Libres podrán participar en el nuevo mercado de SSCC en los servicios de Cargas Interrumpibles y EDAC/DMC. Se observa una tendencia mundial de permitir a lo grandes usuarios, y en general a la demanda, el participar en el mercado de servicios complementarios, a través de ofertas de reducción de la demanda para los servicios de control secundario y terciario de frecuencia
(Balancing services)», precisó.