(El Mercurio de Calama) El 24 de julio pasado debió comenzar la segunda etapa del concurso internacional para adjudicar el Instituto Chileno de Tecnologías Limpias. No obstante, ese hito se fue aplazando sin que Corfo entregara una comunicación oficial, hasta ayer, cuando la agencia de gobierno informó que decidió «rediseñar» las bases de la etapa denominada «Request for proposal» (RFP) y que esa labor obligará a recalcular todos los plazos estipulados originalmente para lo que resta del proceso.

«Como ya es de conocimiento, la primera etapa de la convocatoria consistió en un Request for proposal (RFP) donde recibimos muy buenas propuestas, con diversos modelos de gobernanza, agendas tecnológicas, alcances y pluralidad de las entidades interesadas en participar», partió contextualizando Fernando Hentzschel, gerente de Capacidades Tecnológicas de Corfo.

[Siga leyendo esta noticia en El Mercurio de Calama]